Agur, Iraia, Eli, Irune! Agur, lehoiak!

Ayer dieron una rueda de prensa en Lezama Iraia Iturregi, Eli Ibarra e Irune Murua.

Despedida con sus compañeras (Foto: Athletic Club)
Despedida con sus compañeras (Foto: Athletic Club)
Las 3 dejan el Athletic este año tras un montón de temporadas, un montón de partidos y un montón de goles. Fue una rueda de prensa terriblemente emotiva. Lloro Eli mientras hablaba, lo mismo le pasó a Iraia, e Irune, ni siquiera fue capaz de hablar, de lo que lloró. Y bueno ni os quiero contar lo que lloré yo al escucharlas, y sobre todo al pensar que no las voy a volver a ver vistiendo la camiseta rojiblanca, en partido oficial, una vez que acabe esta temporada.
Las dos primeras han estado en el Club desde el primer minuto, parece que fue ayer. 15 años, como dijeron en la rueda de prensa, casi la mitad de sus vida. Envidia me dan pero de la buena. Ni me imagino lo que tiene que ser hacer lo que te gusta, el deporte que te gusta y encima en el equipo de tus amores. Unas privilegiadas. Ellas lo saben, lo han disfrutado y también lo han sufrido porque si las alegrías son mayores en tu equipo, las tristezas igualmente son enormes. De todas formas, en mi caso, yo me quedo fundamentalmente con las alegrías que nos han dado, que han sido muchas. Además, sabiendo que ha sido casi de una forma desinteresada porque evidentemente del fútbol no han podido vivir, a pesar de lo que han conseguido. Ellas sí que representan verdaderamente lo que es amor a los colores. El sacrificio, el esfuerzo, el disfrute, por el deporte en sí y no por un sueldo desorbitado que te pagan, ya que no es el caso. Quizá algún día puedan vivir de ello las siguientes generaciones de rojiblancas, de hecho es una de las cosas que pidió ayer Iraia en su despedida. Ellas han abierto el camino, ellas han sido ejemplo y espejo en el que mirarse de muchas niñas que quieren también jugar al fútbol. Han sido las primeras y van a quedar para siempre en la memoria de los athleticzales. Y ya no estoy hablando solo de su juego en el campo, de la estupenda zurda de Eli, de sus internadas por banda y de las de Iraia, de sus balones tocados, centros laterales, corners, faltas extraordinariamente sacadas… que Irune y sus compañeras se encargaban de convertir en goles, si es que no eran ellas mismas las que lo hacían. No, no solo hablo de eso. También hablo de su labor fuera del campo, sobre todo en el caso de Iraia. De su presencia en charlas en la que se hablase sobre fútbol femenino, de su accesibilidad, de su presencia en colegios o en campos de futbol para apoyar torneos, campus, o lo que fuese. Siempre dispuesta a ayudar, al igual que sus compañeras. Un lujo la capitana. Una gran capitana.
Ayer les preguntaron por algún mejor momento o recuerdo. Eli comentó su debut en el que incluso marcó un gol, Iraia, entre otros, la primera Liga que se consiguió en San Mamés ante 35.000 aficionados rojiblancos entregados. ¡Ahí estaba yo!. Y lo pongo entre exclamaciones porque no sólo fardo o chuleo de haber estado en Manchester con los chicos, también estoy orgullosísima, quizá incluso más, de haber vivido algunas cosas con las chicas. Yo estuve allí, sí señor. Así como también estuve esta temporada en La Catedral, un día entre semana, con otros 11.000 aficionados, aplaudiéndoles a rabiar, en el partido de Champion League, contra el Fortuna Hjorring, en el que empezaron ganando, para luego pasar a ser dominadas por las danesas, incluso recibir un gol. Pero como dijo ayer Iraia (como característica del equipo), fueron capaces de, a pesar de que el equipo contrario quizá era un poco superior, repito, fueron capaces de levantarse y de conseguir meter el gol de la victoria, 2 a 1. Partido que me hizo otra vez sentirme orgullosa de ellas. Eso es el Athletic, el que se levanta y consigue un título tras 9 años de esfuerzos (tristezas y golpes por haber estado cerca), o 33 años luchando por ello (como los chicos). Incluso me sentí orgullosísima cuando perdieron en la vuelta en Dinamarca. Dieron todo lo que tenían dentro, estuvieron cerca, muy cerca de pasar a la siguiente ronda, pero no pudo ser. A pesar de ello, incluso en la tristeza, el sentimiento de orgullo…fue increíble. Gracias por habernos hecho sentir así, y lo digo en plural porque sé que no es un sentimiento exclusivo mío.

MILA ESKER, IRAIA!! MILA ESKER, ELI!! MILA ESKER, IRUNE!!

Beti Athleticen parte izango zarete!

AÚPA ATHLETIC!!!

El Athletic femenino gana sufriendo al Santa Teresa

Ayer por la mañana en Badajoz el Athletic femenino consiguió tres puntos muy trabajados.

Nekane clebrando el gol del triunfo (Foto: Athletic Club)
Nekane clebrando el gol del triunfo (Foto: Athletic Club)
Las lesiones, las rotaciones obligadas por el importante partido que tienen que jugar el miércoles en Champions League y quizá también el campo de hierba artificial consiguieron que el Athletic tuviese problemas para hacerse con los tres puntos disputados contra el Santa Teresa. Las pacenses consiguieron adelantarse muy pronto en el marcador gracias a un despeje defectuoso de Ainhoa Vicente, que convirtió en oro Mireya, asistiendo a Chica para que ésta marcara.
A partir de ahí en Santa Teresa se convirtió en un frontón, mientras que nuestras jugadoras a pesar de tener el control del balón y del juego no conseguían crear jugadas de peligro, seguramente porque abusaron un poco del juego en largo. En el segundo tiempo la tónica fue similar pero los cambios introducidos por Joseba Aguirre surtieron el efecto deseado. Con Erika y Yulema en el campo, las rojiblancas crearon más peligro llegando el gol del empate por medio de un cabezazo de Lucía García a pase de Iraia, a falta de 20 minutos para acabar el partido. El Athletic siguió a lo suyo hasta que otra preciosa jugada entre Erika y Nekane acabó con el balón en la red tras un potentísimo disparo de la segunda. No podía ser de otra forma ya que la portera contraria, la francesa Emmeline Mainguy, demostró que para batirla hacía falta algo más que un buen disparo. Y Nekane lo hizo, primero con su desmarque y después con su tiro.
Culminando así una excepcional semana para las chicas, qué ahora lo tienen que dar todo este miércoles en Dinamarca, para conseguir pasar a los octavos de final de la Champions League, derrotando al Fortuna Hjorring. Difícil será, pero sabemos que no se van a dejar ni una gota de esfuerzo por conseguirlo.
¡Aurrera neskak y a por las danesas!

¡Grande el Athletic femenino!

Tras 9 años sin participar en ella el Athletic femenino hace un gran partido en su debut en la Women’s Champions League.

Casi 10.000 athletizales animando (Foto: Deia)
Casi 10.000 athletizales animando (Foto: Deia)
Ha conseguido nada menos que ganar al Fortuna Hjorring danés, equipo acostumbrado a jugar en Europa y que tiene el 5° mejor coeficiente de la competición. Ahí es nada. Dos a uno, enormemente peligroso para la vuelta pero… peor hubiese sido un empate.
Un primer gran tiempo que tras unos momentos iniciales de duda es totalmente dominado por nuestras leonas. El gol rojiblanco soberbio, de una jugada de contraataque iniciada por Iraia y posterior pared entre Ainhoa Vicente y Yulema Corrés, perforando esta última la red. Perfecto, rápido y conciso. Tuvieron alguna otra oportunidad en el primer tiempo (casi gol olímpico de Iraia, otra internada de Ainhoa… ) pero las danesas se defendieron bien.
En el segundo tiempo el panorama cambió. El dominio fue de ellas y el Athletic se vio obligado a echarse atrás por el empuje y por la calidad y la fuerza física de las contrarias. Llegó su empate pero las leonas, haciendo honor a su nombre, trenzaron otra jugada de mucha calidad en la que Erika Vázquez llevó el balón, de forma impecable, hasta el borde del área dando un pase perfecto a Maite Oroz, que por el palo corto y casi sin espacio, hizo justicia al enorme trabajo de las nuestras. 2 a 1. Resultado corto, pero visto como iba el segundo tiempo, nos deja contentos a todos los athletizales. Ahora sólo queda culminar la machada el próximo miércoles día 12 en su estadio, en Dinamarca, y conseguir pasar a octavos de final. Difícil, dificilísimo, pero el Athletic femenino tiene calidad, para eso y más, como ayer volvieron a demostrar.
Aurrera neskak!!
¡Aúpa Athletic!

Zorionak, Irene Paredes!!

Aprovecho que es su cumpleaños para felicitarla, pero no sólo por él, sino también por el enorme logro que supone para ella su contratación por el Paris Saint Germain.

Anticipación, una de sus cualidades (Foto: Mundo Deportivo)
Anticipación, una de sus cualidades (Foto: Mundo Deportivo)
Era imposible que pasase desapercibida una jugadora de su calidad. Ha estado los últimos cinco años en el Athletic, dándolo todo por esta camiseta a un nivel altísimo. Nivel que le ha llevado a la selección, a un Europeo y a un campeonato del Mundo, el de Canada de este pasado verano, lo que le puso todavía más en el escaparate. Ha sido 25 veces internacional y ha marcado un gol en la selección. En el Athletic ha estado varias veces cerca de conseguir un título pero, por fin este año se ha conseguido. Es decir, se va con un título de Liga en las manos. Título en cuya consecución su participación ha sido crucial. No sólo por su capacidad defensiva, es el baluarte de este equipo en ese puesto. También por su aportación ofensiva. Goles conseguidos muchos, gracias a su gran salto que hace que su remate de cabeza sea muy efectivo. Colofón ideal a los perfectos saques de corner o de falta, tanto desde la derecha como de la izquierda, sobre todo de Iraia y de Eli. Este año han sido siete goles. Siendo el último de ellos el que metió en el Cerro del Espino al Atlético de Madrid, deshaciendo así el empate y dando el triunfo a las leonas y con ello media Liga. Va a ser una gran pérdida para el Club, pero se lo merece. Ella ha dicho esta semana en su despedida que era una oportunidad irrechazable. No era necesario ni que lo dijese porque todos lo sabemos. Pasará de tener un sueldo de chiste, a seguramente poder vivir de ello.
Enhorabuena, Irene, repito que te lo mereces y te deseo toda la suerte del mundo, no con respecto a la calidad de tu juego que es inherente a ti, sino con respecto a tu adaptación a la ciudad, al nuevo equipo y a las nuevas compañeras. Seguro que te va estupendamente. De todas formas ya sabes… vuelve cuando quieras. A partir de ahora seguro que has conseguido que miremos de reojo a la Liga francesa para ver cómo te va. Y con un poco de suerte os toca a ti y a tus excompañeras jugar en contra en una de las rondas avanzadas de la Champhion League femenina.
Aurrera Athletic femenino!
Zorionak berriro eta gero arte, Irene!

ATHLETICEN NESKAK, TXAPELDUNAK!

Fin de semana perfecto para las chicas del Athletic, nuevas campeonas de la Superliga de fútbol femenino.

¡Quinta Liga! (Foto: Athletic Club)
¡Quinta Liga! (Foto: Athletic Club)
No tengo ni palabras. El sábado ganaron al Oviedo con un primer tiempo muy trabajado, en el que las ovetenses demostraron que no iban a regalar nada. Quizá el físico, la paciencia y la mayor calidad de las bilbainas hicieron que en el segundo tiempo viniesen las cosas rodadas. Primer gol de Leia (primero también en su cuenta), segundo de Yulema Corrés y tercero de Eztizen (también su primero en Liga). Los deberes estaban hechos. La presión se le pasaba a las catalanas que ayer tenían que jugar en casa contra el Atlético de Madrid. Partido que tenían ganar si no querían ceder el título de Liga a nuestras chicas. Pero, el Atlético fue mucho Atlético y se llevaron el triunfo, los tres puntos y las oportunidades del Barça con ellas. Este triunfo de las colchoneras nos demuestra, si es que no lo sabíamos ya, que el resultado de la semana pasada en el Cerro del Espino, contra el Atlético, tuvo un mérito increíble, porque las madrileñas son un equipazo. Si no tengo mal los datos el Barcelona llevaba 72 partidos sin perder. Pero… ayer fue un buen momento para salir derrotadas. Eso sí que quede claro que si no hubiese sido así seguro que el próximo fin de semana las nuestras nos regalaban el triunfo en Tenerife y con él la Liga. Pero… así nos hemos evitado el sufrimiento y vamos a ver el último partido de Liga con una tranquilidad absoluta.
¡Txapeldunak a falta de una jornada! Como he dicho al empezar, casi no tengo palabras. El mérito es tal que cualquier reconocimiento que se les haga me parece o me va a parecer poco. Han tenido lesiones, muchas e importantes, de también importantes jugadoras. Las que han salido para suplirlas lo han hecho perfecto. Son un gran bloque, o como dijeron ayer en rueda de prensa, son una gran cuadrilla. Un gran grupo que no se hace ni idea del alegrón que nos ha dado. Buf… además, no dejo de acordarme de todos estos años en los que han estado tan cerca en ocasiones y por h o por b se les ha escapado en el último suspiro. Se lo MERECÍAN, se lo MERECEN con letras mayúsculas, por todo el trabajo, por todos los golpes, por todas las lesiones y por todos los sinsabores de estos años sin ningún título, pero con un trabajo descomunal, sin descanso y sin desánimo. Ainhoa, Iraia, Irene, Maite, …Eli… Erika, Joana, … todas. Y a continuación introduzco una foto del primer equipo y del B, en la despedida de Saioa y de Amaia, porque el título también es de ellas así como de otras que ya no están (me acuerdo de Tzibi llorando tras perder contra el Barça, dando una vuelta ella sola en San Mamés aplaudiendo al público, y de tantas otras).
El triunfo de una gran cuadrilla  (Foto: Athletic Club)
El triunfo de una gran cuadrilla (Foto: Athletic Club)
Por supuesto, no me puedo olvidar del Mister, Joseba Agirre, y su equipo, que sin ellos y su trabajo esto tampoco hubiese sido posible.
Quinta Liga para todos ellos y quinta Liga para nosotros.
¡GRACIAS POR VUESTRO ESFUERZO!
BIHOTZEZ… MILA, MILA ESKER!