Comienzo flojito de la temporada del Athletic

Primer partido de la temporada del equipo rojiblanco, disputado en Bucarest contra el Dínamo, que deja luces y sombras, una continuación similar a como se acabó la temporada anterior, dando una de cal y otra de arena.

Primer gol de la temporada, Laporte (Foto: EFE)
El empate a uno cosechado fuera de casa, al ser una eliminatoria de UEFA a doble partido, con el valor doble de los goles, te permite ser optimista de cara a la vuelta. El equipo notó la falta de preparación y rodaje. Algo que el equipo que tenía enfrente sí tenía ya que ha disputado hasta este momento dos jornadas de Liga. Éste es uno de los mayores peligros, el jugarte las habichuelas de la temporada casi casi sin haber entrenado. Y màs si el equipo rival tiene más minutos en sus piernas.
El primer tiempo fue nuestro claramente, pero en dominio de balón, sin profundidad y sin crear peligro. El segundo tiempo fue de ellos con más de una jugada que a punto estuvo de acabar en gol.
El equipo que presentó Ziganda en su primer partido oficial como entrenador del Athletic no fue muy distinto a lo que pudo haber presentado Valverde en las temporadas anteriores. Todos reconocíamos la alineación y salvo Vesga no hubo nada que pudiese extrañarnos en función a lo que tenemos. San José deberá esperar su oportunidad. Tampoco demostró gran cosa el medio centro pero es cuestión de tener minutos y la confianza del míster, imagino.
Dudas había también en quién sería el acompañante de Laporte, mientras regresa Yeray, y al final resultó ser Etxeita, que tuvo así mismo cosas muy buenas (como la perfecta asistencia en el gol, entrando con todo de cabeza a una jugada, supongo entrenada, al saque de corner), con otros despejes no tan buenos, que podian haber supuesto algún problema más.
Destacar a alguien es complicado… quizà Laporte, un par de paradas de Iago (¿pudo hacer algo más ante el misil de Rivaldinho?), las internadas de Iñigo Lekue (quien quizá pide más minutos), la insistencia de Iker,…
Así la solución la tendremos el próximo jueves en La Catedral (que espero presente un buen aspecto) donde los zurigorris tendrán que hacer algo más de lo hecho ayer.
Para otro día dejo el dar palos a la directiva, al presidente, al Club, al negociador o a todos juntos, por su demostrada y enorme inutilidad a la hora de fichar jugadores.
¡Aúpa Athletic y a por el Dínamo de Bucarest!

Agur “Txingurri”, ongi etorri “Kuko”

Se acabó el culebrón, se acabaron las medias verdades o directamente, las mentiras y ya sabemos que Valverde no será el entrenador del Athletic la próxima temporada y que sí lo será Ziganda.

Agur, Ernesto (Foto: Athletic Club)
Agur, Ernesto (Foto: Athletic Club)
Dejando aparte las formas de comunicarlo o mejor, de no comunicarlo hasta última hora, y de mala manera, no puedo hacer otra cosa que dar las gracias a nuestro entrenador. Ha estado aquí 4 años increíbles, años en los que ha conseguido en todos y cada uno de ellos la clasificación para la Europa League. Esto que parece normal, no lo es tanto, ya que de hecho ningún otro entrenador lo había conseguido antes. Si eso fuese poco también nos consiguió llevar a otra final de Copa, en este caso para perderla, y a obtener, nada menos que un título. Algo que el Athletic no lograba desde hace 33 años. Una Supercopa, encima ante el temible Barça, equipo que se ha encargado de amargarnos la vida durante años… Por lo menos, Ernesto con su labor nos ha recordado lo que es alegrarse, no solo de participar o de llegar a las finales, sino lo que se siente al ganarlas. Mila esker, Txingurri!
Me hubiese encantado haber podido despedirle en La Catedral, haber podido aplaudirle y agradecerle todo lo que ha dado estos años, pero no sé por qué no han querido que sea así. Me ha parecido fatal, pero no tengo muy claro a quien echar las culpas: ¿al Club y a su incomprensible política de comunicación?, ¿al mismo Ernesto?, ¿a los dos juntos?,… ni idea, pero me ha resultado cansino, pesado y aburrido hasta limites insospechados, el estar durante más de dos meses escuchando las mismas evasivas, las medias respuestas, o como he dicho antes las mentiras sin tapujos, las no respuestas… incluso el último día también. Una pena, pero… es lo que hay. Nos tendremos que acostumbrar, pero me es muy complicado.
Igual que aplaudo a Valverde por su trabajo aquí, también aplaudo a la Junta Directiva o al presidente o al Director Deportivo por elegir como sustituto a Jose Angel Ziganda.
Ongi etorri, Kuko (Foto: Athletic Club)
Ongi etorri, Kuko (Foto: Athletic Club)
Estoy segura de que está más que capacitado para hacerlo muy bien. Se hablaba de Berizzo, de Quique Setien, de… más gente, pero nadie, ninguno conoce el Club como lo conoce Kuko. Y su conocimiento de los jugadores… imposible que sea mejor. A los del primer equipo, pero también a los del Bilbao Athletic, a los cedidos y a los que están en las categorías inferiores. Tiene experiencia en Primera, con un equipo como Osasuna al que llevó a semifinales de la Europa League. Con el Xerez no pudo hacer gran cosa pero… nadie hubiese sido capaz de levantar eso, cuando en agosto en el Xerez sólo tenía 11 jugadores… vamos… ni un milagro lo salvaba. Él parte con un enorme conocimiento sobre los mimbres que va a tener y va a sacar de ellos lo máximo. Además como él mismo ha dicho “tenemos un equipazo”. Ahora los jugadores se tienen que volver a ganar el puesto y van a tener que dar un plus, sabiendo que por detrás hay un montón de cachorros que no les van a permitir relajarse porque sino ellos les van a sustituir. Eso sí, pido paciencia para él, porque muchas veces por ser de la casa se les exije más y antes que al resto, y eso no está bien. Para acabar desde aquí le deseo la mayor de las suertes, porque su suerte será la nuestra. ¡Kuko, Kuko!
Por cierto, igual os habéis dado cuenta que a Valverde no le he deseado suerte. Es así y ha sido de forma consciente. Siempre que alguien ha sido de nuestro club o ha estado aquí como entrenador, jugador,… quiero que cuando salen sigan ganando y les vaya bien. De hecho, suelo fijarme en sus resultados. Pero… Valverde… esta vez no va a poder ser asi por el destino que has elegido… en fin.
Aúpa Kuko y Aúpa Athletic!

Un súperAthletic doblega al Barça en la ida de Copa

Luis Enrique y su Barcelona llevaban 17 partidos sin perder en la Copa.

Maravilloso gol por Yeray (Foto: Deia)
Maravilloso gol por Yeray (Foto: Deia)
Madre mía, ha tenido que venir un enorme Athletic para derrotarle. Extraordinario primer tiempo de los rojiblancos, que no dejaron respirar a los catalanes a base de una presión altísima que incomodó sobremanera a su normal juego fluido. No conseguían sacar el balón y tuvieron que recurrir más de lo deseado al balón largo. Así mismo fruto de esa presión alta de nuestros jugadores vinieron los dos goles en la primera parte. Dos recuperaciones de balón, ambas protagonizadas por Iturraspe. Jugador que ayer se volvió a reivindicar. Quizá dio el golpe en la mesa que le estaba pidiendo Valverde. Primer balón robado a Messi, pase de San José (otro que también hizo un partido enorme, y que también lo necesitaba) a Aduriz, que metió en profundidad, por banda a Raúl García, al que Txingurri envió allí, quitándole su puesto habitual de media punta. Perfecto pase de éste sorteando por alto al portero y… el de siempre para poner la cabeza (San Aritz Aduriz) y gol. Locura en San Mamés en el minuto 25. Llega el minuto 27, el de Yeray, el del homenaje por medio de aplausos. Aplausos que coinciden con el segundo robo de Ander Iturraspe, esta vez de cabeza metiendo un pase perfecto a Aduriz, para que éste de espuela le ponga el balón a Williams que después de botar le dio con toda el alma y Ter Stegen ni vio el misil entrando en su portería. Minuto 27 y … La Catedral estalla. ¡Qué mejor homenaje a Yeray! Gol precioso por ejecución y por la jugada completa. Me alegro muchísimo por Itu porque necesitaba ser importante y que se notase su presencia. Por supuesto, por Williams porque necesita goles como el comer. Aunque una vez que ya abrió la lata… poco a poco…van a seguir cayendo bacalaos, como ayer. Y por supuesto, me alegro por Yeray que seguro disfrutó como un niño del partido, del homenaje, y sobre todo de saber que no necesita más actuaciones médicas que la operación que le realizaron ya. El verdadero regalo de Reyes ha sido sin duda esta noticia, que Yeray está bien y no necesita ni quimio ni radio. ¡Enhorabuena león!
Minuto 27 y dos a cero. El Barcelona muy nervioso y no tan simpático y condescendiente con el Athletic como cuando ganan. Protestando como locos al árbitro todas las jugadas, y en varias sí que tenían razón, pero… como no están acostumbrados a que les ocurra casi pierden la cabeza. El árbitro les cortó a base de tarjetas, pero para compensar también sacó a los nuestros unas tarjetas de tebeo. Así que unos y otros entramos en el segundo tiempo muy al límite y con posibilidades de ir alguno a la caseta. Dicho y hecho. Raúl García e Iturraspe, hicieron ambos dos entradas merecedoras de tarjeta (mal Raúl, por innecesaria y bien Itu porque tenía que hacerla), éstas sí (pero que quede claro que los dos primeras no me parecieron) y a la caseta. 20 minutos jugando sólo con 10 jugadores y 15 minutos sólo con 9 jugadores. Vamos… que ninguno esperamos que el Athletic hiciese la machada y consiguiese mantener el 2 a 1 que imperaba en el marcador. Si me apuras, todos hubiésemos firmado el empate, pero… De nuevo, repito, un enorme Athletic, consiguió que los culés no pudiesen. Fue un agobio horrible pero… no consiguieron meter el segundo, aunque estuvieron cerca. Gracias Mikel San José por rebañarle el balón a Messi cuando iba a meter el gol y gracias Mikel por rechazar el remate siguiente. Y, sobre todo, gracias Messi por estrellar el balón en el poste en el último segundo. Gracias Neymar… y por cierto… ¿tus lambretas?
Último agradecimiento para el público. Igual el Barcelona vino pensando que ya La Catedral no es lo que era a la hora de animar, pero… casualidad… ayer y contra ellos dio el do de pecho y lo bordó en su labor de no dejar a los jugadores solos. El abucheo a todos los jugadores contrarios cuando atacaban era ensordecedor. Los 20 últimos minutos de la afición zurigorri para enmarcar. ¡Ya podíamos ser así siempre!
Y ahora el próximo miércoles a Barcelona a redondear la faena. Si nos parecía un milagro ganarles aquí,… ¿por qué no vamos a poder redondearlo y eliminarles de la Copa? ¡Aúpa Athletic y a por el Barça!
Pero antes de eso, el domingo a las 12 y casi sin tiempo para descansar, viene el Alavés. Gracias, gracias Tebas, gracias televisiones… (digo gracias por no mandarlos a la… que es donde deberían estar, porque esto es una vergüenza). Gracias por volver a tomar el pelo al Athletic miserablemente. Tomarle pelo, ningunearle, ignorarle,… llamarlo como queráis, pero es una vergüenza. Pregunta para la Junta Directiva y para Josu Urrutia… ¿Ya protestamos? ¿Conocen en Madrid nuestra indignación?
A pesar del poco tiempo para preparar el partido… ¡Aúpa Athletic y a por el Alavés!

Josu Urrutia, errores y éxitos

Hoy pensaba escribir sólo sobre lo que ocurrió la semana pasada a cuenta de la celebración del título de Liga femenino, pero teniendo en cuenta que ayer se publicitó la renovación de Aymeric laporte, no puedo omitirla por la importancia que tiene.

Bonita celebración de un éxito descomunal (Foto: Athletic Club)
Bonita celebración de un éxito descomunal (Foto: Athletic Club)
Opinaré siguiendo el orden cronológico y en primer lugar hablaré sobre las chicas, tema al que le he dado un tiempo, para reflexionar y para ver, escuchar y leer las reacciones previas y posteriores, que han sido muy variadas y abundantes. No voy a entrar en si había que sacar la gabarra o no, para celebrar el extraordinario éxito de nuestro equipo, pero sí voy a cuestionar que alguien del Club previamente no saliese a explicar por qué no se sacaba. Decir el motivo o motivos por el que algo, que parece que mucha gente quería, no se llevaba a cabo. Ha habido muchas voces solicitándola y quizá con una sencilla explicación del motivo de no hacerlo se hubiesen quedado tranquilas. Quizá digo, porque nunca se sabe. A mí sí me hubiese gustado saberlo. Pero sobre todo porque considero que así se hubiese evitado el lío que se ha formado y no se hubiese dado, a los de siempre, motivo para sacudir al Club hasta en el carnet de identidad. Los medios de comunicación nacionales, por ejemplo. Medios que no hablan de nosotros más que para darnos palos. Si se hubiese explicado previamente no se les hubiese ido la imaginación, o no hubiesen desbarrado tanto, a la hora de criticarnos.
Para opinar esto me baso en lo siguiente. En verano cuando los chicos ganaron la Supercopa, se habló de sacar la gabarra para celebralo, pero ni se hizo ni se dijo nada sobre el motivo de no hacerlo. El Club callado. Ello lleva a la gente a concluir, sin saber, que la razón fue que la Supercopa era un título menor. Ahora las chicas hacen la machada de ganar la Liga. Título mayor donde los haya y mérito indescriptible, como para sacar la gabarra y un trasatlántico si es necesario. El tema de la gabarra toma fuerza, pero el Club vuelve a dar la callada por respuesta. La gente sigue con las elucubraciones y llega a la conclusión, que sí es título grande pero que no se saca porque son chicas. Y… claro… habemus lío. Todo por hipótesis de la gente, que es muy libre de pensar como pienso yo. Por eso… ¿no era más fácil decir el motivo de por qué no?. Y así no lleva a error a nadie. No se saca porque la gabarra está dada de baja y no puede ir por la ría. No se saca porque es muy difícil conseguir los permisos. No se saca porque las chicas siguen en competición. No porque daría pena que fuese poca gente a la celebración. No se saca porque ellas no quieren, … lo que sea. Pero algo. Una explicación que me hubiese gustado tener como aficionada, y también como socia. Cualquiera de las razones que he dado, dicha por el Club hubiese invalidado el que se pensase que es por machismo o porque los chicos son más importantes. Así políticos y medios de comunicación no hubiesen podido criticar al Athletic y así, también, nos hubiésemos ahorrado el lamentable espectáculo del presidente dando palos a diestro y siniestro con unas declaraciones en medio de la celebración, que lo que hicieron fue ensuciar la misma. Una pena. ¡Qué oportunidad perdida de haberse callado!. Incluso estando de acuerdo con algunas de las cosas que dijo, ni era el momento ni era el lugar. Esas declaraciones las podía haber dejado para otra rueda de prensa posterior, no unida a las celebraciones. Conclusión: tras su discurso, de nuevo, le vuelven a caer al Athletic palos por todos lados, por la inoportunidad de Josu Urrutia. Lo dicho: una pena. El momento debería haber sido el de las protagonistas del triunfo, se debería haber ensalzado su labor, hablar del pedazo año y temporadón que han tenido, y, si quieres, ensalzar también la labor del Club a favor el fútbol femenino que ha sido mucha y dilatada en el tiempo. Y dejar los palos a prensa y políticos para otra ocasión. Así lo que debería haber sido una fiesta y algo positivo para el equipo se ha convertido en un cúmulo de críticas. Y lo únicamente importante era que las chicas han ganado su quinta Liga. ¡Ahí es nada! Enhorabuena otra vez. No me canso de decirlo.
Pero como todo no van a ser críticas por mi parte, aquí va también mi aplauso, enorme por el trabajo realizado y por haber conseguido que Aymeric Laporte siga vistiendo de rojiblanco.
Enhorabuena Josu (Foto: Athletic Club)
Enhorabuena Josu (Foto: Athletic Club)
Éxito total, y aunque nos habrá salido muy caro, creo que puede merecer la pena por el momento en el que nos encontramos y por dar tiempo a otros posibles centrales a que den ese paso adelante que pueden dar. Por dar al Club un tiempo para que Yeray, Oscar Gil,… puedan seguir creciendo sin los agobios de tener que cubrir el puesto ya. Aymeric según sus palabras ha optado por lo que es mejor para él y encantada de que así sea. De hecho, coincido con él porque fuera del Athletic deportivamente hablando hace “frío” y quizá no le iban a aguantar los errores que ha cometido aquí. En el Athletic va a jugar sí o sí, y allí fuera… vete a saber (¿se tendría paciencia como aquí?). Es un central buenísimo que tiene que pulir defectos para llegar a ser excepcional. Puede llegar a serlo, y va a llegar, seguro, y ¡qué mejor sitio que éste! Fuera le daban un dineral, mucho más dineral que el que se le va a dar aquí, pero… todo tiene su contrapartida. Aquí está más cerca de casa y va a poder seguir creciendo. Gracias Aymeric, por quedarte. Gracias por elegirnos frente al relumbrón exterior. Y por supuesto, repito y bien alto, gracias, presidente, gracias Josu, y gracias directiva, por el trabajo que ha supuesto el convencerle. Gracias, por lo que supone para el Athletic, de cara a confirmar que este equipo tiene un proyecto importante, tanto como para convencer a jugadores importantes a quedarse por menos dinero, mucho menos dinero que el que les dan fuera, rechazando a equipos importantes, y a entrenadores contrastados. Y a partir de ahí… que podamos convencer a otros que éste es el sitio ideal, que hay proyecto, dinero, buen trabajo, buenos jugadores, posibilidades, etc… Azpilucueta, Monreal, Oyarzabal,… bienvenidos seríais también. ¿Por qué no?
¡Aúpa Athletic!

¿Cómo acogerá La Catedral a LLorente?

Si alguien espera de este comentario que ponga a parir a Fernando puede dejar de leer ahora mismo.

Celebrando un gol con su Athletic (Foto: Bilbaohiria.com)
Celebrando un gol con su Athletic (Foto: Bilbaohiria.com)
Esta primera frase es por lo de que “El que avisa no es traidor”. Lo que voy a decir no es el sentir general, pero es lo que pienso y como esto es un blog donde se dicen las opiniones aquí está la mía. Me hubiese encantado que Llorente siguiese en el Athletic, pero no fue así, y por ello no le voy a crucificar. Se han dicho y se dicen auténticas barbaridades de él y a mí siempre me produce el mismo sentimiento de tristeza. Estoy convencida que él sigue siendo del Athletic. Lo contrario me parece impensable porque habiendo vivido todos los años que ha vivido en y por este Club, es imposible que no lo sea. Además, en su caso los años pasados aquí son quizá los años que más te marcan, los de la infancia, juventud e inicio de la madurez. Ha vivido muchísimas cosas y la mayoría buenas salvo su salida, la cual recuerdo como un folletín, telenovela que no me gustó nada y que me fastidió todavía más por el horroroso final que tuvo. Los que le critican, la mayoría dicen que tomó el pelo al Club y que no quería renovar. Yo estoy convencida de que sí quería renovar, pero que por un cúmulo de circunstancias que ellos sabrán, al final se torció todo, y no se consiguió. Para mí no hubo un solo culpable. Y si lo hubo desde luego no fue LLorente. Lo que quiero decir es que las culpas fueron compartidas. Seguro que Fernando estuvo desafortunado. Seguro, Pero lo que a mí nadie me quita de la cabeza es que el Club, el presidente (Josu Urrutia), la Junta Directiva, tampoco estuvieron precisamente brillantes. Hubo cosas que hicieron rematadamente mal.
Por otro lado, siempre parto de que los jugadores son profesionales. Que su vida deportiva es corta o a veces muy corta. Tienen que aprovechar las oportunidades, o supuestas oportunidades, y por ello, si se van de aquí me da pena, mucha pena, muchísima, o me es indiferente, pero es su decisión, es su carrera, es su futuro,… es su vida. Cuando se habla de sueldos se hace con una ligereza que me sorprende. Dicen o decimos: “No ha renovado porque quería un millón más, por que le daban no sé cuanto dinero, en no sé dónde… y fíjate… hay que ser malvado para irse… Yo me hubiese quedado… yo no pediría tanto… yo… yo… ” Para nosotros es facilísimo hablar, total. Ninguno de nosotros jugamos, ni es nuestro dinero ni es nuestro porvenir o el de nuestra familia. Por ello, los jugadores son muy libres de hacer lo que quieran. ¿Que me da pena? Pues claro que me da pena, pero lo entiendo, aunque no lo comparta.
Fernando viene hoy por primera vez a San Mamés y la pregunta del millón es cómo se le va a recibir. Y a la hora de saber qué voy a hacer o no, voy a tener en cuenta no el modo en el que se fue, sino todo lo que nos dio. Esos años de crecimiento y esos goles, esas bajadas de balón, esas asistencias,… esa participación en el juego que tuvo y, no sólo en el año de las finales con Bielsa, también con Caparrós. De hecho, el otro día vi un resumen de la semifinal Athletic – Sevilla de Copa, que nos llevó a la final tras 25 años sin olerlas, casi ni de lejos. Un Llorente en pleno rendimiento goleador y pasador. Un Fernando que salío del campo aplastado entre los aficionados que lo invadieron, para abrazarle a él y a todos sus compañeros por la hazaña conseguida. Y es el mismo Llorente. Es el mismo que con Clemente y contra el Zaragoza, hizo un slalom en 10 cms de cesped de San Mamés sorteando a un rival para regalarle un gol a Yeste, que quizá nos libró del descenso. Yo me voy a acordar de todo ello, porque Llorente no es sólo el de su salida, Fermnando es también el de todo lo demás. Y si es que hay posibilidad le aplaudiré. Me encantaría no quedarme sola. Me encantaría…
Así mismo me gustaría no oír la canción que tanto se repite de “Y Llorente ¿qué?, y Llorente ¿qué?”. Soy más de animar a los míos olvidándome del resto. Es más, me parece incluso mal para nuestros jugadores que se cante eso porque Fernando fue su compañero y seguro que también le quieren y les dolerá que se le critique. ¿No es mejor en vez de cantar eso, cantar “Aritz Aduriz, …. Aritz Aduriz”? Así, sí animamos a los nuestros. No de la otra manera. En mi descargo diré, que tampoco me gustan nada las canciones de “Ni Barça ni Madrid, Athletic” o “Sólo hay un Athletic, y es el de Bilbao”. ¿Por qué me tengo que acordar de los otros? Mucho mejor animar a los míos sin menospreciar al resto. La segunda cancioncilla que he comentado supongo que tampoco le gustará mucho a Raúl García. Seré un poco exagerada, bueno, quizá, pero prefiero “Athletic, Athletic”.
Por último, que el criticar a Llorente no nos distraiga del fin último, que debe ser animar a nuestro equipo hasta el final, para que obtenga el mejor resultado posible contra el Sevilla, un equipo que no nos lo va a poner nada fácil, al contrario, será difícil y contra el que tendremos que jugar el mejor fútbol para poder superarlo.
¡A por el Sevilla y aúpa Athletic!