Huelga de hippies

¿Tienen derecho a la huelga los hippies de Ibiza que se dedican a tocar los tambores durante la puesta de sol? Entonces, ¿lo que hacen es un trabajo? ¿Cobran por ello? ¿Cotizan? Si se quedan las propinas, ¿se la gastan? ¿Y todo eso no es capitalismo con tintes de fraude? Yo no tengo las respuestas pero sí la noticia del Diario de Ibiza: el creador de “los tambores de Benirràs” reclama colaboración pública y se queja de que las empresas hosteleras privadas no compartan beneficios con ellos.

Centrémonos

Hasta el final de la pieza en Vozpópuli no desvelan que no, que Sofía de Grecia no está devolviendo a Juan Carlos I sus infidelidades con un novio nuevo: visita regularmente a su hermano en Kranidi, no a un amante. Pero hasta llegar ahí está lo jugoso: el buen vivir de los reyes y los reyes eméritos (que pierden responsabilidad pero no “gas” de “gasto”), y cómo Letizia Ortiz pasa de su familia política en Mallorca y de los veleros, como la típica nuera cabreada por compartir sus vacaciones.

La ruina de Venezuela

Según los portavoces oficiales entre los progres no nos gusta lo que está haciendo Maduro porque tenemos interés en los riquísimos recursos naturales de Venezuela a los que la derecha de todo el mundo quiere echar mano. Entonces, ¿por qué no los usa? Porque es incapaz: Carlos Sala recuerda en La Información cómo las expropiaciones de empresas que pasaron a manos de militares desde el principio del Chavismo han paralizado la economía y empobrecido a un país de funcionarios que dilapida recursos.

Demandados por piratería

Siempre me ha parecido un atraco a mano armada el canon digital que nos impone el gobierno español porque antes o después vamos a delinquir cada vez que nos compramos un DVD virgen, una memoria USB o cualquier dispositivo que almacene o reproduzca música o películas. Así que, sí, creo que merece la pena que hablemos de que Universal Music, parte de esa industria que empuja a que nos atraquen, esté siendo investigada por usar una tipografía con beneficio comercial sin pagar por ella.

Hartos del “zasca” y los palmeros

Efectivamente, como bien tuitea Robustiano Mazas (que tiene pinta de ser un nombre inventado): pocos palmeros peores hay en Internet que los que se dedican a aplaudir y determinar lo que ha sido un buen “zasca” de su ídolo (preferiblemente político, probablemente del entorno de Podemos). Esa masa de seguidores acríticos que solo siguen, defienden o atacan lo que toca, sin pensar primero por sí mismos, es la que empeora las redes sociales. Pero muchos la necesitan.

Las hipotecas crecen

Es mi pelea personal, lo sé, pero sigo librándola: la crisis inmobiliaria ha sido solo un movimiento para ajustar un mercado en el que demasiados ganaban demasiado dinero, y la falta de crédito ha permitido que la propiedad de los pisos vuelva a quienes tenían liquidez. Ahora vuelve a ser el turno de que los pobres nos endeudemos y, en efecto, las hipotecas vuelven a crecer, según La Información, para alegría de quien pudo comprar billete sobre billete inmuebles rebajados.

El Santander vuelve a ganar

El titular maquillado habla de los 12.000 millones de euros que costará sanear el Banco Popular. Una parte la aporta el Santander pero otra los accionistas del primero por medio de quitas. Pero el texto relevante es otro: la entidad de Patricia Botín ha ganado en el primer semestre de 2017 un 24% más que en el mismo período de 2016. El motivo, al parecer, las tendencias positiva en todos los mercados, con especial relevancia en Brasil. Ellos ya han notado la mejoría.

Airbnb declara beneficios de 100.000 €

¡Qué “guays” son todas esas empresas que con la etiqueta de “lo colaborativo” se lo están llevando crudo mientras dejan un reguero de problemas en su sector! Por ejemplo, Airbnb, que solo ha declarado 136.000 € de beneficio en España, donde tiene una oficina para marketing. El grueso de sus ingresos los declara en Irlanda, con tasas mucho más favorables. Mientras tanto, perjudica la vida de vecinos y compite de un modo desleal y ventajoso en turismo.

Los restos de Franco hay que tratarlos con cuidado

Lo digo completamente en serio: la mierda que nos dejó Franco hay que tratarla con sumo cuidado, y hay que ocuparse en hacer las cosas bien para que no vuelvan a ganar los malos. Por ejemplo, la Fundación Francisco Franco ha conseguido paralizar cautelarmente el cambio de nombre de 52 calles franquistas en Madrid. Espero sinceramente que el equipo de gobierno de la capital de España haya sido diligente y pueda continuar borrando los restos de la dictadura en vez de perpetuarla.

Manipulación

No me lo creo: Óliver Ibáñez no existe. En sus vídeos no aparece y la foto de perfil de Twitter huele a falsa. Supongo que detrás de ese nombre hay un grupo de personas interesadas en manipular a los más tontos. ¿Por qué? No lo sé. No entiendo qué beneficio tiene propagar ideas como que la tierra es plana. Parece que hay incluso quien se lo cree, con vídeos con miles de reproducciones y hasta un libro revelador. La cuenta es para seguirla por curiosidad.

Precaución: agua

Es probable que esté usted comenzando las vacaciones y que hasta se haya llevado el periódico o la tablet a la playa o la piscina. En cualquier caso, levante la vista si algún ser querido está en el agua y mire, vigile, mantenga la atención, porque en España y Euskadi ya se han ahogado casi 300 personas en lo que llevamos de 2017, una cifra extraordinariamente alta. La crónica negra en El Español al respecto da miedo y la conclusión es clara: falta conciencia.

Así, no

La deriva de IU es una evidencia. Alberto Garzón se ha echado en brazos de Podemos, el partido que se tomó la desaparición de IU como primer escalón, a cambio de mantener un puesto de diputado, una brizna de poder y un dinero con el que pagar su deuda. Y si miramos las formas la imagen es aún más desoladora: IU de Madrid maltrata en público a Gaspar Llamazares para alegría de parte de su afiliación… Y tristeza para una aún mayor.

¿Eres menor? Bebe alcohol con Vox

IU fue alguna vez un partido a tener en cuenta, algo que nunca ha sido Vox. Santiago Abascal no es un tipo al que se puede tomar en serio y sus postulados (desaparición de Europa, ubicación en la extrema derecha mundial) dan para chiste. Al final, han sublimado su propia caricatura invitando a los menores de edad a tomar cañas. Su mensaje es tan sencillo que da hasta risa: no tienes edad para votar ni beber alcohol pero puedes ir de cañas con sus representantes.

¿El millonario menos rentable?

Me ha sorprendido que Jeff Bezos se haya convertido en la persona más rica del mundo gracias a sus acciones en Amazon, la empresa que fundó. Este encumbramiento me parece la foto sobre la socioeconomía actual, basada en lo virtual. Amazon no es una máquina de hacer dinero como Microsoft, Apple, Facebook o Google, precisamente, pero su valor en bolsa no deja de crecer por lo que puede ser en un futuro. O no. El que ya lo ha rentabilizado es Bezos.

Los otros idiomas más antiguos

Del origen del euskera sabemos poco, pero nos lo sabemos bien: es una de las pocas lenguas no indoeuropea del continente y es muy antigua. Pero, ¿qué otras lenguas le acompañan desde ese origen que se pierde en la noche de los tiempos (cómo me gusta esta expresión)? Islandés (con pocas variaciones, además), Macedonio, Lituano, Tamil (en India), Farsí (hablado desde Irán a Rusia) y Hebreo son otros idiomas que se han mantenido con esfuerzo durante siglos, según Magnet.

La imagen que vale más que mil palabras

20170522_imagen

La de Ignacio González es la imagen que vale más que mil palabras sobre la corrupción en el PP. El protegido de Esperanza Aguirre que llegó a presidente de la Comunidad y hoy está entre rejas. Sobre él se filtran conversaciones entre chuscas y mafiosas con personajes igual de poco recomendables como Zaplana. Solo fue otro que se lo llevó, como Granados. Y para colmo, era un derrochador que nunca ocultó su alto nivel de vida, incompatible con los ingresos de un político honesto.

Hablemos también de Granados

Una cosa que me sorprende de quien la hace es la poca capacidad que tiene para pagarla. Podemos hablar como en El Plural de Francisco Granados y sus muchos intentos de librarse de la cárcel de manera lastimera. Y podemos hablar también de supermachos que con las manos manchadas de sangre luego han ido de corderos entre rejas para ver si salían rápidamente. Yo pensaba, inocente de mí, que quien roba a lo grande o hace daño físico es capaz de asumir consecuencias.

El precio de la vivienda sube

Según leemos en La Información, el precio de la vivienda ha vuelto a niveles de 2004. Es decir, a tiempos de escalada de precios antes de que se pinchara la burbuja inmobiliaria. También leemos que lo que no ha subido al mismo ritmo que el precio es el aumento de transacciones. Pero, aunque menos, son de más valor, como hemos visto. Con cada noticia de este tipo confirmamos que la bajada de precios sin crédito solo benefició a los especuladores que ahora pueden hacer caja.

¡Claro!

A veces no entiendo las decisiones de algunos expertos en marketing. Y supongo que las grandes empresas que mueven muchos millones cuentan con expertos también para que les hagan el marketing, que no es otra cosa que la lectura del mercado. Por ejemplo, Mercadona lo ha hecho bien: que la aversión al aceite de palma esta palpitando. ¡Fuera el aceite de palma de su marca blanca! Ya veremos si es bueno o malo para la salud, pero para la facturación de la empresa será estupendo.

Porque…

Celebro comprobar que no soy el único que lee Twitter con un pesimismo creciente cada día. El usuario @TraedRuffles (sí, como lo leen), con más de 107.000 seguidores, también es cada vez más sarcástico con sentencias como: “Todo el mundo es manipulable menos vosotros”. Lo cierto es que somos manipulables, miren si no cómo reaccionamos ahora ante el aceite de palma. Pero no es menos cierto que en Twitter abundan los que señalan a los demás sin verse a sí mismos como parte o producto del problema.

Semana uno, después del acuerdo

20170508_semana

Ya ha pasado la celebración y las críticas (ataques a batzokis y escrache a Sabin Etxea incluidos, que muestran más desesperación que otra cosa). Han pasado las respectivas resacas. Y ahora toca empezar a aplicar el acuerdo que el PNV ha arrancado al Gobierno español. En La Información, José Luis Roig lo tiene claro: es mérito del primero, un partido “que lo controla todo y domina las apuestas de futuro”, y cree que los políticos catalanes (los que primero despreciaron cualquier nexo con “lo vasco”) se han quedado atrás.

Compra ya su libro

Eduardo Garzón, hermano de Aberto Garzón, asesor en el ayuntamiento de Madrid (¿esto no es “trama”?), doctorando en Economía, ha fijado en su cuenta en Twitter un enlace para que podamos comprar su libro en el que desmonta, cómo no, lo mitos económicos de la derecha. Los de la izquierda pasan, claro, por no criticar nunca el negocio editorial, muy suculento para los de Unidos Podemos, que siempre se cobra aparte y que nunca falla. Por eso van siempre todos a las presentaciones de los libros de los suyos.

Pero siempre hace falta leer más

Pero no es cuestión de libros, se trata de leer. Hábito que, lo confieso, entre las obligaciones familiares e Internet, he perdido parcialmente. Tampoco lo tiene, al parecer, Ramón Espinar, defensor a ultranza de lo que diga el jefe y, por lo tanto, de la moción de censura ahora mismo. La periodista Luz Sanchís, sin embargo, le afea en Twitter: “‘Yo no me he leído el manual sobre mociones de censura’, es toda la respuesta de Ramón Espinar a cómo lo van a hacer. Pues vale”.

También tenemos nuestra culpa

Les he dicho antes que Internet tiene que ver con que haya perdido parcialmente el hábito de leer. Añado ahora que los medios no ayudamos: el “clickbait” o la lucha por el “clic”, por que el lector de redes sociales siga nuestro enlace, nos está empobreciendo. Recientemente, la cuenta de la CNN en español tuiteaba: “En este país ya no puedes consultar Wikipedia”, obligando al lector a seguir el enlace para ver qué país era (Turquía). El usuario @Armuño en Twitter se quejaba: “En este país ya no puedes leer un titular normal”.

Sí, WhatsApp se cayó

Me sorprende que, a estas alturas, todavía estemos leyendo comentarios sobre aquella noche de la semana pasada en la que se cayó WhatsApp. Algunos no dudaron en hacer chistes moralizantes sobre la oportunidad de que hablemos con el que está a nuestro lado, ¡como si la mayoría de conversaciones en WhastApp no fueran con los más cercanos! Lo que tiene que servirnos este error en el servicio es para recordar que solo se trata de una empresa que no, no controlamos nosotros.