El milagro del corchopán

20170402_milagro

No importa lo que pase, Patxi López siempre va a acabar saliendo a flote. De delfín de Redondo Terreros, a savia nueva del PSE. Después del fracaso de su pacto con el PP en Euskadi acaba de presidente del Congreso de la mano de Pedro Sánchez. Tras aquella legislatura frustrada, se postula como secretario general del PSOE para rebañar espacio al propio Sánchez. Y después de su previsible derrota no se ve fuera del aparato de su partido y ya reclama al ganador que integre a quienes pierdan. Que le integre a él, vamos.

La mala educación está de moda

En cierto modo saberlo me alivia porque yo siempre he sido muy mal hablado. Pero también creo que se puede ser un bruto (que lo soy) y haber hecho caso a tus padres cuando te inculcaron valores y educación. Pero ahora lo que se lleva es ser macarra, gritar, usar palabras gruesas en todos los foros. En todos. Y sobre todo, se lleva defenderlo, como hace (lógicamente, por otro lado) el padre de Pablo Iglesias, que ha soltado un equivocado: “No eduqué a mi hijo para ser un mequetrefe con buenas maneras”.

Que me lo expliquen

¿Saben qué está de moda también? Las defensas imposibles. Por ejemplo, ¿cómo van a defender los que siempre lo han hecho ahora a Nicolás Maduro, que por fin ha conseguido vaciar de sentido el órgano legislativo en el que perdió la mayoría, y se apoya en el judicial que, por lo visto durante los últimos años, también controla? Estoy deseando ver el nuevo requiebro argumental del rojerío de postal, sobre todo del académico, para justificar este asalto.

Cassandra Vera, anteúltimo capítulo

Lucho porque no lo haga, pero el tema me aburre. No el de Cassandra Vera en particular, ojo, con la que la Audiencia Nacional ha cometido su enésima injusticia evidente, sino el de la utilización en general de personas que se han creído el cuento del “empoderamiento” pero que, al final, responden solas de las consecuencias. Pasan los días, conocemos mejor a Vera y vemos que no solo es capaz de escribir enormes tonterías disfrazadas de humor negro. También que es capaz de negarlo sin ruborizarse.

Twitter me gusta por esto

Twitter me gusta porque en esta red social he encontrado tuits brillantes y a personas extraordinarias que comparten su talento de un modo desinteresado y, si me apuran, hasta de un modo inconsciente. Cuando el usuario Martín Donato escribió: “Puedes estar al mismo tiempo en contra de ETA, de Franco, que pienses que la tuitera esa es idiota y que ni de coña deberían condenarla” (sic), casi me levanto y aplaudo. No todo es argumentar, pero todo sí pasa por observar.

Zorionak, Alavés!

20170210_alaves

Me van a permitir que el logro del Alavés me lo traiga a Bizkaia: todos en el equipo y la entidad tienen una parte del mérito, sin duda, pero como Urtzi Jauregibeitia o Egoitz Moreno, no pude evitar acordarme de Toquero: cuatro finales de Copa y una de la Europa League… Y el cariño de la afición bilbaina y gasteiztarra. Pero también de Ibai Gómez, como hizo José Manuel Monje. Además, fueron muchos los que descubrieron al delantero alavesista Deyverson, que saludó a la afición del Celta con gran deportividad.

Siempre fueron así

Pablo Iglesias o Juan Carlos Monedero son políticos desde mucho antes de que surgiera Podemos. Ambos han militado en otros partidos sin recorrido en ellos, como otros dirigentes morados, simplemente, porque les veían venir en el PSOE o IU. Hoy, Iglesias se muestra como el reyezuelo que es y que habla así de los suyos: “Si Errejón no quiere asumir lo que la gente decida, allá cada uno” (Público), “Me equivoqué al darle tanto poder a Íñigo Errejón” (El Plural).

El coherente Rato

Rodrigo Rato es un tío coherente, de esos que toda la vida han fumado la misma marca de tabaco, han bebido la misma marca de ginebra y han defraudado de la misma manera, sin importarle el puesto en el que se encontraba. El ex ministro de Economía de Aznar podría haber manejado cuentas de hasta 14 millones de euros de las que no declaró el IRPF de 2004 a 2015, incluido el período de 2004 a 2007 en los que era el director gerente del FMI.

Susana Díaz golpeará la última

Hasta un mes más va a tener Susana Díaz a Patxi López dando vueltas por España como candidato a la secretaría general del PSOE. En ese tiempo, se materializará la propuesta de Pedro Sánchez, pero ella esperará para ser la última en lanzarse a la carrera (y quemarse mucho menos), una vez haya pasado el Día de Andalucía, según La Voz Libre. A mí todo me parece bien en esta batalla, pero, ¿de dónde sacan el dinero para una campaña tan costosa y larga?

Sin escrúpulos

No me parece un tema menor el que comentan las corresponsales en EE.UU., Pilar García de la Granja y Dori Toribio, por medio de Twitter: Donald Trump denunciaba desde su cuenta en esta red social que la empresa Nordstrom había retirado, a su juicio injustamente, la línea de ropa con la marca de su hija, Ivanka Trump. ¿Resultado? “Las acciones de Nordstrom se desploman”. Si me cuentan que Donald celebra esa caída, de verdad, no me extrañaría.

“No” es “no”, también en política

20160802_no

Ayer por la mañana todavía era posible ver en Los Desayunos de La1 a contertulios hablando del supuesto apoyo del PNV al PP, por mucho que esta formación, igual que la antigua Convergència, a la que también meten en el saco incluso pese al pulso secesionista, hayan anunciado el “no” al PP en el Congreso. Por suerte, hay medios que sorprenden (uno ya no espera que Pedro J. Ramírez sea veraz en política vasca), como El Español, que enmarca bien la gobernabilidad de España: es cosa solo de PP, PSOE y Ciudadanos.

Volvemos al principio

No me refiero al 27 de junio, sino al 21 de diciembre. Ya entonces, con las opciones de Pedro Sánchez anuladas por Podemos y una parte de “su” PSOE, la única posibilidad de que hubiese un presidente en España pasaba por la abstención de los socialistas y la colaboración de Ciudadanos. Hoy estamos en la misma situación, ocho meses y otras elecciones inútiles después: la llave de la gobernabilidad en España la tiene el PSOE, y si no la utiliza, habrá terceras elecciones.

¿Quién manda?

Lo malo de esta situación de desgobierno es que se nos está ocultando la verdad: la situación económica española es muy difícil, y da igual que el próximo presidente se llame Pedro o Mariano, incluso que se llame Pablo, va a tener que obedecer a ciertas mecánicas, hasta el punto de que la investidura también puede marcarla la fecha límite para aprobar el techo de gasto, el 23 de agosto, que afecta a los presupuestos. Unas cuentas que miran tanto o más a Bruselas que a España.

¿Explicaciones o mentiras?

Leemos en InfoLibre (digital poco sospechoso de “cavernario”, precisamente) que el Heraldo de Aragón contradice a Pablo Echenique, quien aseguró que solo había contado de un modo irregular con su asistente durante unos meses. Según el medio aragonés, no solo lo hizo hasta las elecciones de 2015: en 2012 ya había contado con esa persona en las mismas condiciones irregulares, por lo que las “explicaciones” del líder de Podemos podían partir de una mentira.

¿Broma o metedura de pata?

Metedura de pata en toda regla. Carmen Lomana sugería en Twitter que la Torre Eiffel de París acabaría tendiendo forma de torre de mezquita, y añadía: “Reíros, reíros… Pero ya veréis”. Alguien como ella, con más de 236.000 seguidores en esta red social tendría que tener cierta responsabilidad, no lanzar mensajes alarmistas ni señalar a comunidades religiosas. Aunque igual pido demasiado y esos 236.000 seguidores se consiguen con salidas de tono y supuestos chistes con tinte islamófobo.

Esto, ¿de qué va?

20160617_esto

Llevo ya unos cuantos años siguiendo la política de cerca y, cuanto más se acerca la “nueva” política a la “vieja”, menos entiendo algunas cosas. ¿Qué hace Pablo Iglesias poniendo en valor a Zapatero? ¿Todo vale para birlar votos, también mearse en el rival? ¿Y tampoco importa ciscarse, de paso, en el electorado propio? Porque como bien recordaba una usuaria de Twitter: Zapatero era el presidente cuando estalló la indignación que derivó en el 15-M… Y ahí surgió el mismo Podemos que hoy lo reivindica.

¿Quién se la ha pegado?

El programa de Susana Griso con Pedro Sánchez fue “calentado” de verdad: ¿hace cuánto sabíamos que la presentadora cree que a nadie le quedan los vaqueros como al socialista? Sin embargo, en La Voz Libre vemos que la emisión hizo su peor resultado de momento. ¿Quién ha perdido atención, Griso o Sánchez? Y eso, ¿qué significa, en cualquier caso, para el Secretario General? Lo peor es que es previsible que el último programa, con Rajoy, el dato será mejor.

España tiene españoles

Imagino que la frase no acabaría ahí y que Mariano Rajoy haría una semblanza de lo que es ser español, de los valores que atesoran estos ciudadanos y ciudadanas, de que sin su empuje, España sería… Vaya usted a saber. O igual estoy imaginando demasiado y Rajoy, que ya nos ha acostumbrado a las frases más inverosímiles, solo dijera: “España es una gran nación y sobre todo tenemos algo muy importante: españoles”, que es lo que hemos leído en el Twitter del PP asturiano.

Los semejantes se ayudan entre sí

Mario Conde, modelo para aquellos yuppies de los ochenta y noventa, y autoproclamado modelo de virtud en el siglo XXI, en las nuevas teles de derechas, antes de que le volvieran a detener por repatriar lo trincado, tiene buenos amigos, fruto de ese liderazgo, sin duda. Amigos como el gerente de la Fundación Francisco Franco, que es el que le había avalado para la fianza. Un aval que, por cierto, no ha aceptado el juez.

El problema no es follar

No, el problema no es que tres jugadores del Athletic follen, siempre que quienes follen con ellos lo hagan con total consentimiento. Tampoco veo ningún problema en que alguien recurra a Torbe en materia sexual, más allá del buen o mal gusto. De toda la pieza en El Español sobre el caso, lo único que me preocupa es que a la chica que denuncia la hemos visto quitarse la camiseta verde del Athletic casi todos, y sí, era una menor. Y también es preocupante para lo que Torbe habría usado ese vídeo antes de que acabase saltando de WhatsApp en WhatsApp.

Iglesias demanda a Inda…

20160512_demanda

Y hace bien. Si el secretario general de Podemos defiende que el director de OK Diario mienta cuando informa de que habría recibido más de 250.000 dólares del gobierno venezolano, lo que tiene que hacer es denunciar la publicación de esa noticia que él asegura que es falsa. Inapelable… Y contento. Porque Iglesias está encantado con estas noticias que, si se confirma que son falsas, no pasan de la categoría de chorrada mayúscula.

Pero Inda insiste…

Y puede que esté haciendo bien o, como hemos terminado diciendo en el anterior párrafo, Inda esté haciendo el chorra con mayúsculas. En OK Diario leíamos ayer, al mismo tiempo que Iglesias anunciaba la demanda, que habría un segundo pago de Maduro a Iglesias de 300.000 dólares. Y ahora mete a los cubanos, en concreto al G2, un servicio secreto del que el que firma esta columna no había oído hablar nunca. ¿Al servicio de la dictadura castrista? ¿Y qué pinta en todo esto?

Al final, la campaña se la hacemos todos

Ahora el que insiste soy yo: la campaña a Podemos se la hacemos entre todos los que publicamos, aunque sea para criticarlas, estas supuestas noticias. Así que entono el “mea culpa” porque sé que Podemos lo único que necesita es que se hable de Podemos hasta para decir chorradas. Por ejemplo: “Vox denuncia a Pablo Iglesias por los presuntos pagos de Venezuela”. El partido de la derecha más rancia quiere volver a escena y en La Voz Libre lo logra.

A Sánchez le crecen los enanos… porque los riega

En esta columna he defendido a Pedro Sánchez y he confesado mi admiración por uno de sus principales asesores, Luis Arroyo, en repetidas ocasiones. Pero creo que el crédito tiene que tener también un límite. Aunque la respuesta del socialista a Podemos sobre la lista única al Senado era correcta (y la propia propuesta, una trampa de los morados), el fuego al respecto que se le ha encendido en Valencia, donde sí quieren confluir, es una muestra de falta real de liderazgo, de personalidad y de control de la situación.

Otro agujero en Abengoa

No, no es una noticia antigua que se haya colado entre la actualidad: Abengoa tiene un agujero… añadido al que ya habían parcheado gracias a logros que solo se consiguen por medio de influencias muy importantes. Otros mil millones que añaden zozobra hasta el punto de que, para algunos, la empresa resulta finalmente inviable. Lo que yo me pregunto es: ¿conocían ese nuevo agujero y, aún así, presionaron para conseguir imposibles a los acreedores? ¿Qué tipo de gente ha estado haciéndolo?