Cómo funcionan las mordidas

Lo que conocemos del “caso Lezo” puede convertirse en un ejemplo estupendo sobre cómo funciona eso de enriquecerse con mordidas y dinero público siendo un alto cargo de la comunidad de Madrid: más de medio millón de euros se habría embolsado Ignacio González y su entorno más cercano por posibilitar a ACS la construcción de un campo de golf aunque la operación para levantarlo conllevara un importante perjuicio para la comunidad. Esto lo dice la UCO y el auto del juez.

España en sus personajes

Una novela es gigante cuando, además de la historia y la narrativa, sus personajes son importantes, están bien trabajados y cuentan, casi solo con su aparición, su propio relato. Si España fuera una novela, el comisario José Manuel Villarejo sería uno de esos personajes que definen lo que pasa. Presente como inspector de policía en casi todas las tramas delictivas españolas, acaba protagonizando su propio delito de negocios opacos y ocultación de capitales.

Podemos y sus pecados

Si algo nos ha enseñado Pablo Iglesias es que sus novias y su política se mezclan. La primera que le conocimos, con la que rompió en público vía Facebook, Tania Sánchez, pasó de ariete a arrinconada. Y la actual última ex, Irene Montero, también ha vivido auge y bajón político y amoroso de manera paralela. Así que, sí, podemos comentar su relación, y al hacerlo, enterarnos de que Pablo ya no vive en aquella VPO heredada, sino que se ha pasado a un chalet, según El Español.

Panenkazo

La Revista Panenka me gusta por la idea: un medio para leer sobre las historias que genera el fútbol más que sobre su actualidad. Por cómo la ejecuta: con un diseño excepcional. Por cómo comunica en Internet. Porque demuestra que el periodismo deportivo es posible. Y porque acierta con los personajes que merecen su portada, como Xabi Prieto, desencadenante de un número con contenido especial sobre la Real Sociedad. Un reconocimiento que jugador y club merecen.

Hablemos de porno

En una columna diaria sobre Internet puedo empeñarme en evitar hablarles de pornografía o asumir que en Internet hay mucho sexo y, de vez en cuando, traerles historias que dan sentido a su consumo. En Magnet también lo entienden y nos enseñan a la última estrella española en este tipo de cine: un tirillas con cara de niño y un miembro tremendo que, por esa combinación de factores, tiene éxito. Sin embargo, es un tipo normal como muestra en su canal de YouTube.

“El Gobierno legítimo de Catalunya”

Solo un día después de conocer la cuenta en Twitter “oficial” del “gobierno legítimo de Catalunya”, Carmen Forcadell reconoció ante el juez que la declaración de independencia fue simbólica. Puedo entender que intente eludir la cárcel, pero es evidente que su opción, tan comprensible como conservadora de su propia integridad, enfría la manifestación de hoy cuyo lema es: “Somos República” y deja la legitimidad de ese gobierno a merced ajena injustamente.

El bulo contra el bulo

El relato de este procés es muy complejo y por ello, como siempre, aparecerá uno que lo simplifique para ganarse durante un tiempo el aplauso de unos cuantos. Pero esa simplificación solo puede ser capciosa y falaz. Es mucho más complicado empeñarse en leer hasta lo que resulta difícil. También es necesario ya detener el victimismo: una foto de unas piedras sobre la vía se ha convertido en un bulo de ida y vuelta que, de nuevo, perjudica al independentismo.

Lo que no es una broma

Mientras medio govern catalán y los que no eran Guardia Civiles en aquella pelea en Altsasu siguen en la cárcel de moso preventivo y sin fianza, Ignacio González ha podido abonar 450.000 € para abandonarla. ¿Les parece mucho dinero? Pues solo es un 7% de lo que le descubrieron ayer: 5,4 millones de euros escondidos en Colombia que se suman a la fortuna ya conocida, porque este, de suelto en el bolsillo, nunca andaba mal. La imagen de un país y su justicia.

Iglesias sigue presionando a Errejón

En Podemos solo manda uno, y ese es Pablo Iglesias. Si Iñigo Errejón pensaba que después de su pulso a nivel nacional y su asignación a Madrid, por debajo incluso de Ramón Espinar, iba a gozar de margen y tranquilidad, se equivocaba: ahora el gran líder morado quiere colocarle a Julio Rodríguez como candidato. El que fuera Jefe del Estado Mayor con Zapatero colecciona fracasos (se ha quedado dos veces sin escaño) pero sigue siendo uno de los preferidos de Iglesias.

Guardiola, el entrenador

La propaganda sobre Catalunya está tapando un montón de noticias. Algunas perjudican directamente al PP y, por supuesto, en Génova están encantados. También está sirviendo para señalar enemigos, como Pep Guardiola, del que solo se habla mal en España, pese a que, como recuerdan en La Media Inglesa, está haciendo su trabajo extraordinariamente bien. Si solo hablamos de fútbol, en el Manchester City está triunfando. Si hablamos de política, también, vaya.

Bélgica 1 – 0 España

No sé cómo acabará el partido ni el pulso diplomático, pero de momento es evidente que la justicia belga va ganando a la española manteniendo en libertad vigilada a la parte del govern que no se quedó en Catalunya. En Twitter los de un lado y los de otro han esgrimido estadísticas que ponen peor al sistema judicial español o belga en función de los intereses del tuitero, pero incluso aceptando que son de una fiabilidad similar, parece que en Bruselas miden mejor que en Madrid.

Todos nazis

Ayer también se recrudeció en las redes sociales la batalla por ver quién es más más nazi. Por supuesto, después de conocer la decisión de la justicia belga, en España señalaban a las diferentes instituciones y partidos flamencos, a los que relacionaban, sin tapujos, con el nacismo. ¡Quién va a ponerse ahora a estudiar historia de aquellos partidos! Lo que no deja de resultar curioso es que parte de las acusaciones vengan de un partido fundado por un ministro franquista.

Sensibilidad, la que tiene ahí colgada

María Antonia Trujillo está siendo uno de los descubrimientos tuiteros de esta etapa del procés. La exministra socialista, después de quejarse airadamente de que le sirvieran en Madrid agua Font Vella, ahora defiende a los policías que bromeaban sobre una supuesta violación a Oriol Junqueras: “Osito tampoco es un insulto. Insultos los q nos escupen en las redes” (sic), afirma quien va de sensible feminista con sus fotos sacadas una cámara de 7.000 euros.

Fachin abandona

El secretario general de Podemos en Catalunya ha anunciado que deja de serlo después de que Pablo Iglesias le criticase abiertamente y de que el propio Albano-Dante Fachín denunciara la activación de una campaña de descrédito en su contra, al uso habitual que ya hemos observado en Podemos contra su disidencia interna. ¿Los motivos? Yo lo tengo claro: la desavenencia viene por la ausencia de ideología y la seguridad de que sobran golpes de efecto.

Bego, ¡qué grande eres!

Nuestra compañera de Onda Vasca, Begoña Beristain mostraba en Facebook su medalla después de haber terminado la maratón de Nueva York. En el vídeo, aún sobre el asfalto, deja ver sin filtros su cansancio y su emoción por haber cumplido un sueño, y anima con la energía que solo ella es capaz de transmitir (y por eso la admiramos) a que todos persigamos los nuestros con insistencia, hasta materializarlos. Ese es el verdadero mérito, más incluso que el de terminar la maratón.

¡Qué Estado les está quedando!

Los agentes de la Policía Nacional que hacían bromas sobre una posible violación a Oriol Junqueras en la cárcel suponen una muestra representativa de lo mal que está el estado español. No volveré a entrar en cómo la jueza Lamela “compra” al fiscal lo que el ministerio necesite porque lo de la Policía Nacional, por medio de esta pareja, es suficientemente condenable. ¿Y si esas bromas y chistes las hubieran hecho sobre una mujer? Pues es igual de grave.

Que no canten más

La denuncia de Dani Álvarez en Twitter me parece un resumen estupendo de cómo funciona ese estado de connivencia fiscal-jueza, de policías nacionales bromeando sobre violaciones, y de un vengativo que echa para atrás: “Cantaban a por ellos, y fueron a por ellos. Cantaban a prisión, y los mandaron a prisión”. ¿Quién ordena esos cánticos? ¿Ante quién responden los poderes ejecutivo y judicial españoles? Es la realidad la que invita a hacernos estas preguntas.

Sí importa

Dani Mateo también consigue resumir en un tuit lo que muchos opinamos sobre este estado: “El problema es que la justicia es inmediata para unos mientras otros la esquivan descaradamente y eso enciende a la gente”. No nací ayer: sé que se está juzgando la Gürtel, sé que Urdangarín ha sido condenado. Pero el yerno y cuñado del Rey sigue en la calle, y en la Gürtel la figura de Mariano Rajoy ha pasado por alto. De Rodrigo Rato, ya, ni hablamos. ¡Cuánta indignación

Podemos reinventa la política

No podemos acusar a Podemos de hacer “vieja política” en base a lo que denuncia Albano Dante Fachin. Agárrense: hace público un documento, con un esquema parecido a otros que hemos visto, de actuación para los simpatizantes de Podemos en redes sociales. En este caso (como en aquel contra Errejón) el objetivo político era interno: el líder de Podemos en Catalunya. Esto no era viable en los partidos tradicionales, ¿es esta entonces la nueva política?

No lo entiendo

Nicolás Rivera no decía qué le parecía: solo mostraba en Twitter las cosas a las 7:15 de la mañana en Madrid para hacerse rápidamente con un iPhone X, mucho antes de que abrieran las tiendas. No lo entiendo: no es un producto de primera necesidad (y yo trabajo con estos cacharros), solo es un modelo nuevo que vende una empresa que ha vuelto a anunciar beneficios mayores basados en lo carísimo que es este aparato (más de mil euros) y en las colas vistas.

Blanqueo, no, gracias

Son ya varios los intentos de la izquierda abertzale de aprovechar lo que pasa en Catalunya para blanquear su pasado. Laura Mintegi lanzó un tuit con casi cuatro mil retuits en el que hablaba de “listas independentistas” inhabilitadas en Euskadi, como puede pasar en Catalunya. Pero no es comparable: la mayoría de inhabilitaciones fueron por relación con ETA, ratificadas incluso por Estrasburgo. Y sí hubo listas independentistas legales como en la que ella fue candidata, o todas las de EA y del PNV.

Las cosas por su nombre, sí, por favor

Jesús Cintora conseguía más de seis mil retuits denunciando el acoso al que fueron sometidos los consellers catalanes por fachas españoles. Por lo menos de fachas eran las convocatorias que vimos en Twitter: Hogar Social Madrid y partidos de la “alt right” llamaron a los suyos a avasallar a los políticos catalanes que llegaban a Madrid el miércoles para declarar ayer en la Audiencia Nacional, sin protección policial. Y el blanqueo aquí tampoco cabe: no son defensores de España.

Bulos, tampoco

El dibujante Eneko de las Heras no publicará más en el 20 Minutos porque el medio así lo ha decidido, unilateralmente. El propio humorista gráfico lo hizo público en Twitter poco antes de que empezara a correr como la pólvora por Twitter una viñeta de él en la que denunciaba la violencia policial en España, como motivo del fin de esa relación. De hecho, esa viñeta corrió más que la propia realidad: De las Heras explica que ese dibujo salió en Interviú, donde sigue publicando.

Repetir las ideas

En esta misma columna les traje ejemplos imaginativos y estupendos de páginas web que sortearon la prohibición española para informar de los detalles del referéndum del 1 de octubre. Momento en el que, a los hechos me remito, a los diseñadores del procés se les agotaron las ideas. La deriva les lleva ahora a repetir esquemas sin gracia (ni éxito), para ver si repiten también acierto, por ejemplo, con la web president.exili.eu, anunciada por Pilar Rahola en Twitter.

Lo dicen hasta los suyos

No exagerábamos cuando comparábamos la intervención de Pablo Iglesias en Podemos en Catalunya con el 155 en el Govern: el secretario general del partido morado allí, al que quieren cargarse en Madrid, también lo hace: se siente intervenido y rechaza la convocatoria de unas elecciones (internas) para mover la silla a quien ahora gobierna el partido. Lo que sucede en Podem es el síntoma de lo que pasa en los partidos sin ideología y con líderes promovidos a golpe de popularidad.