Prizm, Oakley redefine las gafas de sol

Es muy probable que cuando hablamos de Oakley y deporte la mayoría de nosotros pensemos en las gafas deportivas que equipan ciclistas, triatletas, atletas, esquiadores y golfistas y que llegaron a la máxima expresión tecnológica cuando, de la mano de Intel, lanzaron las Radar Pace la versión inteligente de sus legendario modelo que implementa un sistema de entrenamiento en tiempo real que recopila y analiza datos, ajusta los resultados al rendimiento esperado -y al entrenamiento real- y que se puede controlar por voz durante el ejercicio.

Sin embargo, hoy no vamos a analizar este prodigio técnico sino que nos vamos a centrar en la última innovación que ha lanzado la empresa californiana y que busca redefinir las lentes gracias al estudio de la luz y de la óptica.

Bajo el nombre de Prizm Oakley implementa una nueva tecnología en sus lentes polarizadas que permite a los usuarios ganar detalle en las imágenes enfatizando los colores donde el ojo es más sensible a la luz. De esta forma se optimiza el espectro visible lo que nos permite una mayor seguridad (en la carretera, el mar o un descenso, por ejemplo).

La misión de Prizm es minimizar la excesiva sensibilidad del ojo humano ante determinado rango de luz. En ciertos entornos muy concretos no somos capaces de distinguir correctamente las tonalidades o contrastes con lo que perdemos parte de la imagen.

Estudiando estos entornos, la captación de la luz por parte del ojo humano así como la reacción del cerebro ante determinados estímulos el departamento de I+D de la empresa ha conseguido desarrollar una serie de tintes que forman parte del cristal desde el proceso inicial de desarrollo de las lentes y que permiten filtrar el “ruido” de fondo de la luz que interfiere en nuestra visión hasta llegar a la imagen más óptima posible.

Si tuviéramos que hacer una analogía con un equipo de audio, las nuevas lentes son una suerte de ecualizador que busca equilibrar al máximo el balance de colores y reflejos de la luz en nuestros ojos para conseguir optimizar siempre el resultado.

Además, como no todos los entornos tiene la misma exigencia ni la misma gama cromática, se han trabajado con diferentes tintes para optimizar el resultado en todos los entornos: Road busca mejorar la visión en entornos de conducción o ciclismo; Trail mejora los rojos y marrones para distinguir entre arena, roca, raíces en las transiciones entre zonas de sombra y luz intensa típicas del entorno de bosque y montaña; Golf se centra en diferenciar los colores para que el deportista pueda controlar mejor la profundida; y Baseball Outfield resalta los diferentes tonos de azul del cielo para mejorar el contraste de cualquier objeto en el aire.

¿Significa esto que son gafas para un uso en un entorno específico como la carretera o el deporte? Oakley ha desarrollado también un último tipo de lente denominado Daily Polarized que busca potenciar y definir los colores más pálidos para permitir una sensación más cálida, relajada y placentera y, sobre todo, segura, en cualquier entorno.

Además, como es habitual en todos los productos de la casa americana, las lentes Prizm cuentan con una especial protección contra impactos para proteger en cualquier circunstancia el ojo del usuario además de incrementar su resistencia al paso del tiempo.

Publicado por

Gaizka Manero López

Nacido en 1982 en Portugalete, Bizkaia, soy doctor en “Periodismo, Comunicación y Memoria en la era digital” por la Universidad del País Vasco.

2 comentarios sobre “Prizm, Oakley redefine las gafas de sol”

    1. Supongo que, como dices, el factor moda -diseño- está muy presente en este sector. Por suerte, cada vez valoramos más la tecnología que incorporan unos elementos cruciales para nuestra salud. Yo, sinceramente, prefiero las monturas pues me dan imagen de mayor solidez pero entiendo que la tendencia minimalista del mercado invita a que estas acaben desapareciendo. Mil gracias por tu tiempo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *