Subcontratación ’17, Euskadi como centro del sourcing

La semana pasada, entre los días 6 y 8 de junio, el Bilbao Exhibition Centre fue sede de la décimo octava Feria Internacional de Procesos y Equipos para la Fabricación, más conocida como Subcontratación. El evento, con un claro perfil profesional, estaba dirigido a empresas de sectores como la automoción, aeronáutica, energía, máquina herramienta, maquinaria industrial, motores, industria química, etc. que buscan otras compañías más pequeñas especializadas en soluciones y procesos avanzados que permiten un ahorro evidente de costes y, sobre todo, una mejora competitiva en los productos finales y servicios de las primeras.

Bajo el lema “connecting companies, optimizing processes” le edición 2017 de esta bienal superó los datos de expositores (más de 600) y visitantes (más de 19.000) de otros años y volvió a tener como punto fuerte las entrevistas B2B que ponen en contacto directo a los expositores con los contratistas para que la cooperación interempresarial cristalice en contratos.

Repartidos en tres bloques -automoción, subcontratación general y aeroespacial- se cerraron más de 1.200 entrevistas en el marco del XVII Encuentro Europeo de la Subcontratación Industrial organizado entre las Cámara de Comercio de España y el BEC. El planteamiento de las entrevistas este año se hizo bajo la premisa de emular la sastrería personalizada: conseguir encuentros planificados en los que el proveedor le supone un ahorro de tiempo y dinero al posible comprador. Además, se consigue una relación directa entre el sourcing y los jefes de proyecto y compra de las empresas que necesitan externalizar parte de sus procesos.

Aunque aún no hay datos oficiales de esta edición, en la de 2015 la mayoría de las 1.222 entrevistas realizadas con contratistas de Alemania, Holanda, Bélgica, Francia o Austria acabaron en negocios que sirvieron para potenciar la industria vasca y estatal y consolidarla como uno de los puntales del mercado gracias a sus altos niveles de exigencia y, sobre todo, a que por el momento sigue teniendo una ventaja de costes respecto a la de sus países.

De esta forma, el calendario se dividió en un sector por jornada para evitar que cada nicho de mercado restara protagonismo a los demás y que los visitantes -profesionales- pudieran organizar mejor sus agendas.

También nos gustaría reseñar el papel que tuvieron los centros de estudios que pudieron realizar visitas para acercar a sus estudiantes a un entramado económico poco conocido para el gran público pero central para el desarrollo del tejido industrial (no solo el vasco).

De esta forma, pudieron ver de primera mano como toma forma la colaboración entre las denominadas empresas tractoras y las start ups fundamentales a la hora de mantener la competitividad en sectores estratégicos como las nuevas tecnologías y la industria pesada.

Impulsando PYMES, potenciando el tejido empresarial

El pasado 8 de marzo la Alhóndiga fue testigo del primer encuentro Impulsando PYMES de este 2017. El evento, nacido en 2011, se ha convertido en la referencia en cuanto a la difusión de conocimiento empresarial, innovación, así como de know how en ámbitos como las nuevas tecnologías -y sus posibilidades para crear nuevas oportunidades de negocio-.

En un escenario en el que las PYMES representan el 99,88% de la demografía empresarial estatal y en las que el sector servicios (más del 57%) y el comercio (el 24%) son los sectores más importantes, es necesario conseguir sinergias entre ellas y, sobre todo, crear plataformas que las conviertan en entes competitivos frente al proceso de concentración empresarial que se está viviendo en otros países.

Las pequeñas y medianas empresas suponen el 66% del empleo en el Estado y también son la principal fuente de proveedores de las denominadas “empresas tractoras” lo que deja claro su papel como elemento crítico no solo como motor para la recuperación económica sino como principal baza de la economía.

De este modo, propuestas como la de Impulsando en la que se permite la creación de redes entre diferentes empresas de todos los sectores gracias a su potente networking se antojan mucho más que recomendables para que cada firma pueda ir ganando “músculo” y tejiendo una red de contactos crítica.

Los números son francamente interesantes: más de 20.000 participantes en 67 ciudades y un eco de más de 5.000 apariciones en todo tipo de medios de comunicación tanto especializados como generalistas.

El apoyo de las grandes empresas

Como hemos dicho, las pequeñas y medianas empresas son una parte fundamental del tejido productivo y el empleo en el Estado. Además, también son importantes proveedores de las grandes compañías que necesitan de la agilidad y capacidad de innovación de las más pequeñas.

Por eso la iniciativa Impulsando PYMES cuenta con el apoyo de tres grandes compañías dentro de su plataforma. Se trata de Endesa, Vodafone y Mercedes Benz que premian, respectivamente, la sostenibilidad y eficiencia energética; la capacidad de transformación digital; y la innovación en materia de movilidad.

Un claro reflejo de que, en pleno auge de la globalización, la capacidad de cambiar el entorno sigue siendo la gran baza de este perfil de pequeñas compañías. Además, Santander, AXA, Ecoembes, JCDecaux o GoFit son otras de las empresas impulsoras que buscan mantener un ecosistema tan diferenciado como el estatal y de potenciar la economía colaborativa entre grandes y pequeñas compañías.

Noticia recomendada por Binary Soul

GAIA 2017-2020, Euskadi apuesta por las TIC

El pasado miércoles 15 de febrero la Asociación de Industrias de las Tecnologías Electrónicas y de la Información del País Vasco, GAIA, presentó su plan estratégico para el periodo 2017-2020. Durante el acto, se pudo constatar la apuesta del cluster por las nuevas tecnologías y por convertir el sector TEIC en referente europeo y mundial.

Así, la presentación de las cifras del anterior plan cuatrienial demostró la buena salud del mismo a pesar de haberse desarrollado durante la parte más dura de la crisis económica: crecieron tanto la facturación como el empleo y tan solo la inversión en I+D se resintió en un escenario donde los recortes fueron la tónica en todas las economías continentales.

Apoyadas por la Industria 4.0, la biociencia y las sinergias con las industrias culturales y creativas, el plan 2013-2016 permitió consolidar una serie de colaboraciones interempresariales que permite confiar en un periodo mucho más floreciente hasta 2020 apoyados en una mejor situación económica, y en la puesta en marcha de diferentes estrategias en busca de la especialización inteligente de la industria.

Las metas del nuevo plan estratégico son ambiciosas: hacer que siga creciendo esa especialización inteligente en el que las empresas TEIC son capaces de dar soluciones personalizadas a las demandas de otros sectores; la internacionalización para potenciar la competitividad del conjunto del sector y multiplicar la integración con otros sectores para ganar capacidad financiera, humana y logística. Integrar conocimientos y tecnología permitirá dar un salto cualitativo a la economía de la región.

Bajo la idea de “Smart Industry, Smart Territory, Smart Society” se busca que el empleo del sector crezca un 25%, la inversión en I+D+i un 20% y las exportaciones un 35%. Cifras ambiciosas pero posibles gracias al rápido desarrollo tecnológico y a la capacidad de adaptación que por ahora están mostrando las empresas.

Smart Industry busca la revolución de la industria a través de la transformación digital: desde la automatización de procesos hasta productos inteligentes pasando por servicios telemáticos bajo demanda para los clientes. Smart Territory busca el desarrollo de las ciudades y territorios con una Administración y unos servicios públicos digitalizados y accesibles. Smart Society es el resultado de la digitalización de los modelos sociales incluidas las relaciones interpersonales.

La herramienta principal será la colaboración inter e intra cluster. Gracias a ellas se crearán cadenas de valor que permitan desarrollar soluciones singulares, reconocidas y respaldadas. El papel de Elkargi como financiador será fundamental para el desarrollo de estrategias TEIC e innovación 4.0. Así, también se pondrán en marcha programas de mecenazgo en las que empresas con experiencia apoyarán a las start ups para desarrollarse (y a sus proyectos más ambiciosos) con el apoyo de entes públicos.

Por último, el papel de los Labs será fundamental al definirse como un espacio físico en el que se buscará acercar nuevas tecnologías y propuestas tanto a diversos mercados como a la sociedad. Basquegame, por ejemplo, se antoja como una infraestructura en el que el sector del videojuego vasco podrá demostrar su enorme capacidad para reformularse como clave en los procesos de gamificación en las empresas. Una potente herramienta de capacitación y transferencia de información en el que, además, las start ups podrán testar nuevos sistemas y tecnologías antes de incorporarlos a su cadena de valor.

Tomás Iriondo, director general y coordinador en GAIA nos desgranó, además, algunas de las claves de ese plan estratégico a corto plazo. Preguntado por la inminente Hannover Messe, la feria industrial más grande del mundo con más de 6.000 expositores y de 200.000 visitantes, Iriondo recalcó que el “factor diferencial de la propuesta vasca en la feria es la flexibilidad y el pragmatismo que las PYMES vascas pueden ofrecer en el mercado”. De la colaboración de las diferentes PYMES surge la posibilidad de “crear resultados a medida, bajo demanda, a las necesidades del mercado y otras empresas que los grandes no siempre pueden dar”.

Uno de los ejemplos que recalcó fue el de la Basque Open Innovation Platform que busca crear un “ecosistema industrial vasco” en la que estén conectadas las “empresas tractoras, los innovadores, la Administración, los Parques Tecnológicos, la universidad y las empresas”. Un factor diferencial ya que, si la Industria 4.0 requiere de una integración vertical, el desafío de seguir siendo competitivos requiere también de una “integración horizontal”. Para ello será necesario, según el coordinador, “tender puentes digitales, conectores en las fases de preproducción, producción y post producción”. Para ello, las TEIC serán cruciales ya que la plataforma requiere de una “comunidad de desarrolladores con un claro espíritu territorial que potencien el ADN industrial de la sociedad”.

Para ello será necesario una readaptación de todos los actores económicos y, en este escenario, la industria del videojuego puede tener un papel fundamental. “Siendo conscientes de la imposibilidad de competir en el mercado tradicional de los videojuegos -donde el papel de Londres, Tokio o Los Ángeles parece indiscutible-, las empresas tienen la posibilidad de crecer mediante alianzas con la industria”. Para ello deben reenfocarse hacia “los serious games, la capacitación y el empleo de nuevas tecnologías como la realidad virtual y la realidad aumentada”. Y aquí es donde tendrá un papel relevante una herramienta como Basquegame donde todos podrán aprender de todos y podrán buscar alianzas estratégicas para ganar competitividad.

Noticia recomendada por Binary Soul

Bizkaia, por la innovación y el emprendimiento

Hay varios conceptos que se han convertido en un mantra durante los últimos tiempos. Probablemente competitividad sea el que más destaque. Inicialmente la crisis financiera, después la presión sobre sectores como la industria y los servicios -gracias a la revolución 4.0 de la primera sobre todo- y la necesidad de innovar a causa de la fuerte competencia de otros rincones del planeta, han hecho que todos: empresas y regiones, busquen la tan ansiada competitividad.

Euskadi ha sido siempre una región puntera en sectores estratégicos: industria y nuevas tecnologías siempre han ido de la mano para conseguir ubicarnos en el mapa junto a Baja Sajonia, Baviera, Renania, Lombardía, Alsacia, etc.

El secreto ha sido siempre la creación de un entramado de empresas de todos los tamaños y sectores que repartan la riqueza y el tejido entre todas las zonas de nuestro territorio. Para ello, además del espíritu emprendedor y disruptivo de de los ciudadanos también hace falta el apoyo institucional a través de sociedades como Beaz, una sociedad pública de la Diputación Foral de Bizkaia que tiene como objetivo apoyar a las empresas y a los emprendedores a la hora de crear nuevos proyectos, de innovar y de internacionalizarse.

Como hemos dicho, crear un tejido empresarial innovador y sólido es siempre sinónimo de creación de empleo cualificado lo que redunda habitualmente en un desarrollo social sostenido. Un círculo que se retroalimenta gracias a las incubadoras de proyectos y los programas de metoring y colaboración interempresarial.

La primera cuenta ya con un centenar de empresas que han generado 465 empleos y que durante 2015 facturaron más de 21,5 millones de euros. Las seis incubadoras de Bizkaia (BIC BizkaiaBIC Bizkaia EzkerraldeaDesign KabiDeusto KabiKBi Digital y Zitek) son “un lugar idóneo para compartir y cooperar con otras empresas y proyectos, para aprovechar sinergias, conocimientos y recibir formación”, según el diputado de desarrollo económico y territorial, Imanol Pradales.

Su impacto en el tejido empresarial y económico permite acelerar proyectos y conectarlos lo que en poco tiempo acaba derivando en nuevas oportunidades de negocio innovadoras. Precisamente por eso, el ente ha puesto en marcha una nueva iniciativa llamada “Estrategia Comarcal” que, con el apoyo de ORKESTRA-Instituto Vasco de Competitividad con el fin de dar a conocer todas las iniciativas del territorio para fomentar la generación de empleo mediante la identificación de nuevas oportunidades empresariales.

En este marco destaca la labor de Seed Capital Bizkaia, una sociedad foral adscrita al Departamento de Promoción Económica de la Diputación Foral y creada en 1989 al amparo del Programa Comunitario de Promoción de Seed Capital en Europa con el fin de financiar el desarrollo de proyectos empresariales innovadores.

De esta forma, con una estructura de una sociedad gestora y cuatro fondos de inversión (entre ellos un de microfinanciación), su papel es crucial a la hora de alimentar la creación y consolidación de nuevos proyectos.

En definitiva, un entramado absolutamente imprescindible a la hora de entender cómo funciona nuestro motor de emprendimiento y desarrollo, una de las claves de nuestro presente y nuestro futuro económico y social.

Noticia recomendada por Binary Soul

Impulsando, cuando las Pymes son el motor económico

Hay algo que tienen en común el sector TIC y la economía estatal: en ambas el papel de las pymes es central. Empresas pequeñas con espíritu emprendedor y, sobre todo, agilidad para adaptarse que si se combinan con estructuras mayores –grandes empresas tecnológicas– resultan en un entramado empresarial (colaborativo) sólido.

Si atendemos a las cifras la economía vasca es, sin duda, una “economía pyme”. El último informe del Ministerio de Industria y Turismo arroja que el 94,52% de las empresas en Euskadi son “microempresas”  (de 0 a 9 asalariados) y, de éstas, el 50,52% son compañías sin asalariados. En Bizkaia, por referirnos a nuestro entorno más cercano, el 99,82% de las 77.474 empresas son pymes y en ciudades como Bilbao suponen el 99,7% del tejido empresarial.

Por eso, tienen tanta relevancia iniciativas como el Movimiento Impulsando Pymes que tienen como objetivo acercar a las pequeñas y medianas empresas a las grandes corporaciones para que éstas les presten asesoramiento y les muestren nuevos puntos de vista a la hora de plantear su negocio. Además, conocedores de la especial casuística de estas pequeñas empresas, Movimiento está dividido a su vez en varios “ecosistemas” que buscan potenciar diferentes áreas de negocio.

El Ecosistema Impulsando Pymes Digital busca consolidar la relación entre las diferentes entidades empresariales en el entorno digital y abrir nuevos mercados 2.0 a todo tipo de compañías. Marketplace busca dotar de herramientas de nueva generación -a precios realmente competitivos- a todos los miembros de la comunidad y Revolution Tour es la suma de diferentes eventos con el objetivo de acercar al mayor número de personas posible a ideas revolucionarias sobre los cuatro pilares de la economía: persona, empleabilidad, producto/servicio y ventas/márketing.

En este marco, hace solo dos días el Palacio de Congresos Euskalduna de Bilbao -“referente de innovación y desarrollo de negocio” de este perfil empresas según los organizadores- fue la sede del nuevo encuentro del movimiento Impulsando pymes en el que Beaz y Bilbao Ekintza fueron los anfitriones de 18 grandes corporaciones nacionales e internacionales y un centenar de pequeñas compañías.

En el encuentro destacados representantes de grandes empresas como Endesa, Ecoembes, Axa, Ikea o Vodafone que ofrecieron una experiencia de networking y charlas a todos los participantes. Al fin y al cabo, las pymes son centrales a la hora de fortalecer el entramado empresarial vasco ya que tienen una gran capacidad de transformación de las ideas de negocio y este tipo de reuniones son fundamentales para construir estrategias conjuntas que contribuyen a generar negocio y, a medio plazo, empleo y riqueza.

La guinda de la jornada en el Palacio de Congresos la puso la entrega de premios en la que se hizo entrega del Premio a la Sostenibilidad y Eficiencia Energética a NEGARRE, un fabricante bizkaitarra de sistemas para la evacuación de productos de combustión. El galardón, entregado por José Luis Martínez -responsable territorial de Empresas Nuevos Mercados de Endesa- reconoce la labor de la firma para mejorar su actividad económica minimizando su impacto ambiental.

Noticia recomendada por Binary Soul