De modelos, vende hazañas, de poner el límite y de auténticos ejemplos.

Creo que soy el único al que no le gusta el último vídeo viral de la Keniata arrastrándose para llegar a meta. Complicado separar, complicado pintar con rodillo y con pincel. Dónde está el límite entre un vídeo motivante y la estupidez? Qué modelos queremos transmitir con el atletismo/deporte? El “running” esta tan de moda que se utiliza como vehículo para otras cosas. Salvando las distancias (por favor, no se mal interprete) me recuerda cuando con la escusa del fútbol metemos otras cosas a la coctelera.

Complicado poner una línea entre lo que es superación y lo que es arriesgar más de lo necesario. Escribo esto, porque muchas veces yo mismo cometo estos errores que ahora critico. También es fácil opinar desde fuera, se ve todo mejor. Por eso lo hago, porque desde fuera y en frío es más fácil. Así que, si a alguien le sirve lo que aquí expongo, bien por él/ella. Cuando cometa un error de este calibre, yo mismo lo leeré.

Hace dos días salía a la luz pública este vídeo, atentos a los comentarios del locutor:

https://www.youtube.com/watch?v=js9Tmpu5Zg8

Me parece un completo error interpretar esto como una hazaña. No juzgo a la atleta, seguramente no sabía ni lo que hacía, estaría mareada y lo único que quería era terminar. De la misma manera que lo critico, igual yo hubiese hecho lo mismo. Pero no veo de recibo vender esto como ejemplo de superación… esto es otra cosa… No creo tampoco que se debe transmitir que hay que acabar a cualquier precio, que todo el mundo puede… Esto es un acto de delirio fruto del esfuerzo, cuando estás ahí no eres conscientes, pero desde fuera no se debe aplaudir.

Para mi ejemplos de superación son otras cosas. Claro que vende menos… a veces la gente protesta por el poco a apoyo al deporte femenino… pues imagínense el adaptado. Para mi estos chavales son unos auténticos EJEMPLOS.

O si quieren algo similar a la chica Keniata, les propongo este. Una rotura fibrilar y acabar andando. Creo que esto si podría ser un ejemplo. Para mí Derek Redmond si da un ejemplo.

Lo que tienen los post de opinión de este blog, es que lo mismo no tengo razón. Pero me ha parecido conveniente mostrar mi opinión ya que hay una corriente de opinión muy grande sobre que este tipo de hazañas son el modelo. Y yo al menos no lo veo así. El atletismo o el deporte es una herramienta muy buena para complementarnos y mejorar en parte como personas, por los valores de sacrificio, humildad, esfuerzo… y no me gusta que se intenten manipular. Llámenme raro si quieren.

Vídeos motivacionales. Primera selección.

Hay veces (la mayoría) que hay que reconocer que mucha gente hace las cosas mejor que tu. Y cuando eso pasa lo que debes hacer es mostrar su trabajo… hoy el post va sobre eso, de video motivacionales.

En internet hay muchos, muchísimos, demasiados quizás… algunos hechos por marcas comerciales, que no es ni bueno ni malo, solo que en este caso tienen dos fines: motivas y vender. También hay colectivo que se dedica a hacer charlas motivacionales por ahí, muchos muy buenos otros puro humo (pure smoke en ingles). En esto como en la vida, cada uno que elija lo que quiera, que vea lo que le gusta y que se quede con aquello que le llegue al alma.

A qué viene hoy un post de videos? Dos razones muy sencillas, la primera que mientras intercambiaba videos con mi primo Eder (mi camello de material audiovisual) descubrí que tenía material para hacer algo interesante. La segunda razón:  ayer me tocaban 28-29-30km que tenía que hacerlos solo, al medio día (más duro que a primera hora), con las piernas al revés tras el 5×2000 del martes y la carrera del miércoles, con mi hijo apenas durmiendo, con muchos dolores del trabajo acumulado, mocos… todo apuntaba a fracaso total (como las series españolas). Desde la noche empecé a trabajar la cabeza, el desayuno, la media mañana, los geles… y al final salió, tiré de cabeza, tire de fuerza, tire de garra, de lo que quieran pero salió… me he dado cuenta de que lo poco de lo que puedo estar orgulloso es de mi fuerza de voluntad y/o tesón. Quedé muy satisfecho de piernas y de cabeza.

Empezamos con los videos:

Hoy no es ese día, del Señor de los anillos. 

Rocky IV. La saga de Rocky, con mucho mi película favorita. El que vea una peli de boxeo aquí, es que no sabe nada ni cine ni de la vida. Ponemos en situación, Rocky va a Rusia a pegarse con el mejor ruso de la historia, tras perder a su amigo Apollo en un combate contra él. Se marcha solo, a un lugar remoto, sin su familia, para demostrar simplemente que es mejor que él. Tómalo…

Agustín Pichot, para mí el mejor líder grupal de la historia del deporte. Lideró a los Pumas en el mundial del 2007, para mí el mejor equipo a nivel colectivo de la historia del deporte.

Duatlón de Cheste y cómo unos chavales nos dan una lección de superación sin parangón.

Hay más, los pondré aquí si esto les gusta. Para ser la primera vez con esto 4 vale. Pueden proponerme los suyos en los comentarios.

Gracias.

El orden dentro del caos. Planificación e ideas claras.

La verdad que me he quedado sorprendido del seguimiento que tiene este blog, sorprendido en clave positiva no como cuando Michelle Obama entró al funeral de Mandela y vio a la rubia… No, sorprendido de que las peripecias de un bufón venido a menos tengan impacto y preguntas constructivas e interés real en la gente. También hay un colectivo de amargados en los que parece que cuando a alguien le va medio bien a ellos les va mal… en fin, el tiempo pone a cada uno en su sitio y nosotros llevamos ya tiempo aquí.

Al lío, decía la semana pasada que iba a probar en el cross por varias razones, la más importante porque me apetece y la segunda por aunque la gente no lo crea todo esto está dentro de un plan ideado por una mente de marca blanca, la mía. El gran objetivo del año es Hiruhaundiak, el secundario completar los tres ultras vascos: Apuko, Ehunmilak y el citado Hiruhaundiak. Yo siempre juego con las cartas boca arriba, tengo muy claro que todo el trabajo irá a bajar de 14:30 lo que me podría meter entre los 20 primeros de la carrera que siempre me hubiese gustado disputar, ya con esto podríamos cerrar el chiringuito y dedicarme a mi gran pasión: la petanca. En casa, con los míos, con mi hijo que ya tendrá 15 meses, no se puede pedir más. Y en eso me voy a dejar el alma.

Decía que tenía un plan, los pasos son muy sencillos: acostumbrar el cuerpo a correr, algo que con las 6 últimas temporadas casi centradas en el Ironman me está costando. Adecuar mis ratos al entreno, que quizás es lo más difícil: empecé con 3 días a la semana corriendo, 4 días entrenando (correr, bici y gimnasio) y la semana pasada el cuerpo ya admitió 7 días seguidos, poco a poco… Luego tengo una idea de preparación para los ultras, que difiere del normal “presuponer” y que he de trabajar y probar.

Es por ello que la temporada en lo que a competiciones se refiere, e hilando con el primer párrafo y contestando a esas personas que les interesa y se han preocupado, queda así: verano corrí la maratón de Bilbao a modo de pretemporada, ahora toca coger chispa (creo que si entrenas para ultras, una vez que te metes en volúmenes altos olvídate de la chispa,por lo que mejor ahora que con el frío no apetece pasar mucho tiempo en la calle) con las populares y los cross (acostumbrarse a correr sobre superficies inestables), luego llegará una primera fase de volumen con la maratón de Barcelona y ese 2:58 (2min para entrar con Jon andando que es de pata corta e irá lento) y luego carreras cada vez más largas: Zegama (42), Apuko (88), Hiruhaundiak (100) y Ehunmilak (160)…

Poco más… notarán que la frecuencia de post no es la de otras épocas… voy a intentar hacer algún video, en plano secuencia nada raro, básicamente porque tardo menos en hablar que en escribir y porque tengo una Go-Pro que hay que darle uso. A ver si para este 2014 puedo ofrecerles algo.

Lo dije una vez, he vuelto y es para quedarme.

Un buen video Anna Frost una de las grandes que por problemas varios tuvo que dejarlo un tiempo:

 

 

De esos días que cambia todo. Vuelve la ilusión.

Ayer fue uno de esos días en los que no sabes muy bien cómo, cambia todo. Y por chorradas, no cómo cuando estuve pendiente de si me llamaba el camarlengo (al ser papable). Cambia todo, en este mi micro mundo del deporte, las injusticias sociales, lo de las tasas, el derecho a huelga… eso sigue, tranquilos.

Para saber dónde estamos, hay que saber de dónde venimos. Este blog se inició en 2011 con el Ironman de Niza, ya ha llovido desde entonces (más si vives en Bilbao). Pero hay más historia por detrás… En 2008 tras un 2007 de transición rugby-carreras populares, empezamos a hacer triatlón: debutando en el medio Ironman de Lisboa, Corrales de Buelna…

2009 fue el año del primer IM, Frankfurt. Nos vinimos arriba y 2010 hubo mucho más, maratón de Barcelona, IM de Roth, maratones de montaña… Con un hecho aislado, pero que a la vez que también cambió el rumbo de todo esto: cuarto puesto en la MAME. Ahí creí que podía correr bien, algo que se esta viendo no es así. 2011 me lo jugué todo a Niza, un Ironman que no se adapta mucho a mí e hice una de las peores carreras que recuerdo. Pero ahí hubo otro cambio de chip.

De ahí ya pueden seguirlo ustedes en el blog. El blog fue creciendo, empezamos en la radio, colaboraciones para otros medios… y salvo dos/tres cosas (Retos Santurtzi-Bilbao y Andalucia Bike Race) no me sentí feliz haciendo lo que hacía. Me sentí un vulgar vende humos. Si le añades que desde Febrero 2012 que me fui un mes a Tailandia nunca he tenido tiempo para entrenar con calma, todo ha sido concatenar carreras sin preparación… la llegada de Jon que como padre es la ostia pero deportivamente merma mucho… Pues tienes un coctel “raro”. Con la cabeza dando demasiadas vueltas.

La semana pasada pregunté en casa si cabía la posibilidad de reservar tres tardes a la semana para volver a entrenar a Judo. Sí, quería dejar esto y volver al kimono. Resetear y empezar donde empezó todo.

Como decía al inicio, ayer cambio todo otra vez… no fue una epifanía (como las de Pitita Ridruejo). Una tontá, un entreno absurdo de 60min a pie, sólo que lo tuve que hacer en la cinta. Yo solo con mis pensamientos, tirando de cabeza… y no sé muy bien cómo durante esos interminables 60min, se volvió a encender el interruptor. La motivación había vuelto, la ilusión había vuelto. Lo fuerte que somos a veces y las dudas que tenemos siempre. La soledad del corredor de fondo.

Tengo muchas ganas a estas dos carreras:

Hiru Haundiak:

Ehun Milak:

Únicamente porque me apetece y porque me hace feliz.

PD: seguramente es el típico post que no tiene mucho sentido para muchos, ya que quizás es demasiado personal. Pero bueno es un blog el que quiera una web de noticias que busque otra cosa.

 

De obejtivos, mediciones y de ser féliz.

Seguimos con esta colección de post de divagaciones varias…

Aprovechando estos días estivales y que me he sumido en un proceso de auto análisis (siempre es mejor un auto análisis que una auto transfusión), me he dado cuenta de la importancia de los objetivos. Todo ello basados en mi opinión, no busquen aportaciones Kafkianas o reseñas a libros que no he leído. Reflexiones de marca blanca. 

Los objetivos los entiendo como metas a llegar y/o superar. No como una obligación, algo que tantas veces oímos: primas por objetivos, objetivos laborales, el objetivo… Y ese matiz, que sin querer se ha colado, es vital. Los objetivos son metas y no obligaciones. Luego si se consiguen son un premio, pero si no se consiguen no son un castigo.

Mi opinión es que en esto del deporte hay que tener objetivos. Muchas veces la gente me dice que vaya mérito tengo por entrenar todos los días… más mérito me parece que tiene la gente que sale a correr sin un objetivo… sin una motivación. Siempre que he entrenado (en serio) ha sido para un objetivo concreto, con un plan, con unas pautas… que luego me las salto, pero con un plan (como Ibarretxe). Tener una meta te hace darte un plus de motivación y ver que lo que haces tiene un sentido, un fin. Y así, creo yo, todo es más fácil.

Los objetivos creo que han de ser:

  • Realistas: Acordes con nuestro historial y nivel. Pero un pelín ambicioso, que sea algo que no hayamos hecho antes. Bajar unos segundos/minutos nuestra marca, correr una carrera de unos pocos kilometros más… Pero no pasar del sofá a la maratón o intentar bajar 20min tu marca de media maratón.
  • Cuantificables: No tienen por qué ser una carrera o una marca. Puede ser un hábito: correr tres días a la semana, llegar a correr 1h seguida, bajar 2kg… Pero evitar cosas como: mejorar la salud, tener mejores hábitos… Es mejor poder medirlo y valorarlo.

Todo esto no tiene ningún sentido si mientras lo estamos haciendo no disfrutamos. Independientemente del resultado: de que sirve bajar esa marca si hemos estado “puteados”. En ocasiones perdemos el norte y no nos damos cuenta que ninguna marca tiene valor si no hemos disfrutado de cada entreno. Porque, que nadie se confunda, cuando pase el tiempo quedan los recuerdos (y las fotos) y las marcas no valen nada. Salvo que esto lo lea un medallista olímpico, ahí si vale eso de estar puteado, bueno mientras no sea en Gimnasia deportiva o en natación sincronizada.

Es por esto que creo que es importante consensuar estos objetivos con tu entorno. Hacerles partícipes y que lo sientan, de algún modo como propios. Así el éxito será compartido y nos será más gratificante. Siempre es mejor que vaya gente a verte y no ir solo por ser un rancio.

Y esta sarta de ideas, entiendo, que es aplicable a otros ámbitos de la vida: buscar un trabajo, acabar los estudios, …

Os dejo el video que hizo North Face sobre la Ultratrail del Mont Blanc, que se celebra este viernes. El año pasado fue un poco descafeinada…