Rosa Muerta de Robert Stone

Queda muy claro que la experiencia en
escultura del arquitecto Robert Stone está muy presente en su obra.
En vez de buscar clientes, Stone se fue solo al desierto de California, a construir casas de vacaciones para arrendar, y demostrar que la arquitectura D.I.Y. (Do it yourself, hazlo tú mismo) es posible.
La pasión que le pone a su trabajo es bastante inspiradora, en especial para los jóvenes arquitectos, que se ven enfrentados a un panorama laboral incierto.
La casa está enterrada 1,2m. para que el punto más alto esté a 2.4m. sobre el suelo, y se vea como una estructura muy baja para ser habitada.
“He desarrollado un lenguaje estético actual, local y personal, que encuentro que puede relacionarse con su contexto físico y cultural, de mejor manera que las aproximaciones universales y abstractas, que dominan actualmente el panorama mundial. Soy consciente de que lo que hago, es muy distinto de las corrientes que dominan la arquitectura, y estoy seguro de que algunas cosas que he hecho, y que suenan fuertes en el desierto del sur de California, serán difíciles de comprender, para los que no conocen el lugar”.
“Para poner esto en contexto, imaginen un post-modernismo corpóreo…sin la ironía, desprendimiento diagramático, ni referencias de turismo arquitectónico. Imaginen un regionalismo crítico, que funciona con el contexto cultural real, y sucio, más que con arquetipos idealizados. Imaginen un modernismo, que muestra las patologías y cicatrices acumuladas, en más de un siglo de uso y desuso cultural. En algún punto intermedio entre todo esto, he encontrado posibilidades para nueva arquitectura”.

Más allá del espíritu visionario de su arquitecto, Rosa Muerta recoge la mezcla de influencias artísticas y arquitectónicas que colisionan en este autor. La casa es un pabellón horizontal con claras influencias de Mies van der Rohe y Robert Smithson, pero también muestra guiños de “low-culture”, como los corazones, las flores o los espejos, que recrean un ambiente teatral y casi dramático.

Si queréis pasar unos días de vacaciones en esta maravillosa casa, podéis alquilarla a través de Pretty Vacant Properties, la agencia que fundó Robert Stone, para el alquiler de la casa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*