HOMENOTS: MARÍA ZAMBRANO

16a77ed32569aed50d094c2bf2f7a6e1

” Y así el equilibrio de un ser viviente humano se puede enunciar en dos notas: aceptación y resistencia. Aceptación de lo que efectivamente se es o no se está llegando a ser, resistencia para perseverar en cierto canon o medida derivada de la imagen ideal. Y de estas dos condiciones depende, a su vez, una calidad que podemos decir suprema del vivir personal, la transparencia. La transparencia que se consigue, como en las moléculas cristalinas, a fuerza de regularidad, de ritmo, en suma , de forma” .

Larga esta cita de María Zambrano ( 1904- 1991) procedente de su obra Hacia un saber sobre el alma. La cita es tan sugerente que sobran los comentarios y es que ocurre que de María Zambrano se podrían citar a veces libros completos – como , por ejemplo, El claro del bosque – pero en general habría que citarla más y más a menudo.

Porque en María Zambrano se cumplen dos condiciones que no se dan frecuentemente entre quienes, en nuestros lares, se han dedicado a la filosofía.

La primera es, aún admitiendo la impronta de su maestro Ortega y Gasset, su originalidad; su quehacer y hacer propio en la deriva filosófica que le ha apartado de convertirse en una mera doxógrafa, es decir , en una simple comentarista de textos ajenos ( ¡ y frecuentemente franceses !

La segunda es su capacidad para la creación y desarrollo de un nuevo lenguaje. En efecto, mientras algunos y algunas han tenido que forzar el castellano para pergeñar neologismos a veces imposibles y , sobre todo, alejados del devenir de la lengua, María Zambrano ha sabido hablarnos de casi todos los temas de reflexión filosófica habidos y por haber, haciéndolo en un magnífico castellano .

Citas como la que se ha mencionado deberían suscitar más curiosidad que el más reciente ensayo del último filósofo postmoderno o ultramoderno. Pero, para ello los libros de María Zambrano deberían estar en las librerías, y ya es conocido que la moda, tanto en filosofía como en la alta o baja costura, tiene como uno de sus efectos principales que el tendero no tenga más que el género que se ha de vender en las siguientes semanas…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *