Periodismo de investigación

En Telecinco tienen una visión bastante particular de la realidad. Dicen invitar a sus programas serios a intelectuales de prestigio y le abren el micro a un [Enlace roto.] (lástima de contraplano ausente de la reacción del entrevistador a las palabras del jacarandoso Savater). Y pretenden convencernos de que esta noche ofrecerán un espacio de investigación y análisis. Y lo llamarán Caso Mari Luz: Retrato de una obsesión. Seguro que el programa está a la altura del más sesudo Documentos TV. Por lo menos.

La maestra de ceremonias será Ana Rosa Quintana, con sobrados conocimientos del tema porque su programa lleva días machacando a quien ha querido verlo con datos, entrevistas e invitados, reconstrucción del escenario del crimen, del árblo de familia de la víctima y hasta del historial de préstamos bibliotecarios de Santiago del Valle, cuya vida y milagros han pasado a ser más públicos que los de Belén Esteban.

Esta semana ha comenzado el juicio contra el acusado de la muerte de Mari Luz Cortés, hace ahora tres años. Las sesiones, que están siguiendo más de 200 periodistas, se prolongarán hasta el viernes. Y suponen una excusa perfecta para que los profesionales del dedo en la llaga hurguen en el dolor ajeno, se compadezcan de unos familiares destrozados y cargados de un entendible deseo de venganza, y de paso hagan un ejercicio de populismo y frases hechas. El día de los hechos, el acusado debería haber estado en prisión por haber abusado de su propia hija. ¡La justicia es lenta, obsoleta…! Ana Rosa ya tiene caballo de batalla: no ha sido la única en intentar exprimir ese amarguísimo limón, pero sí la que se ha ganado la confianza del padre de Mari Luz, -golosina televisiva, padre coraje a medio camino entre el dolor y el afán de notoriedad-. Y esta noche se encargará de acercarle a usted un pañuelo de papel si, como es de esperar, entre reconstrucción, denuncia, terminología legal, lamentos y testimonios de lo más peregrino, la tele le vuelve a tocar el corazón para encogérselo. Ya mañana, si eso, la que denominan reina de las mañanas volverá a anunciarle una crema antiestrías o a charlotear con el conde Lecquio.

Cuando Nieves Herrero cruzó la barrera entre la información y el espectáculo desde el teatro de Alcàsser desde el cual Cita con la vida De tú a tú se recreó en el descubrimiento de los cadáveres de tres niñas, muchos la echaron a los leones. No hay circo ni gladiadores que justifiquen este ejercicio de rastreo y exhibición de más y más datos que, probablemente, ni usted ni yo deberíamos conocer.

2 comentarios sobre “Periodismo de investigación”

  1. ¿Qué se enseña en las facultades del ramo?. ¿Que la dignidad, la ética, la deontología…son elementos a sacrificar a cambio de unas lentejas?. ¿Qué dicen las Asociaciones de la Prensa?. ¿Qué dice la Asociación de Periodistas de Bizkaia cuando el Parlamento vasco lesiona el derecho del ciudadano a ser informado?. ¿Qué dicen estos mismos cuando la “peridiodista” Ana Rosa Quintana hace lo que hace con una deficiente?. Esto es una mierda!. Da auténtica vergüenza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *