Fallo del II Premio Cafés Gosoa de Relato Corto

Al arranque del auténtico Año Nuevo con el fin de las vacaciones, la vuelta al trabajo, el inicio del curso académico, el comienzo de la temporada deportiva, las primeras rebajas de otoño, las novedades de colecciones en los kioscos…se ha venido a sumar el pasado Domingo 1 de Octubre, día Internacional del café, la entrega de de los “II Premios Cafés Gosoa de relato corto” en Euskera y Castellano, con el lema “Café y Mar”, certamen cuya singularidad estriba en otorgar a los galardonados su peso en café, además de cincuenta ejemplares editados de las obras elegidas por el jurado para esta segunda convocatoria.
La iniciativa de crear un concurso literario asociado a la marca de Cafés Gosoa, nace del amor que la gerente de la empresa tiene por la cultura y la idea generalizada de que los escritores suelen ser adictos a sus inspiradores efectos. De ahí, que desde un principio, se pensó en un premio que aún pudiéndose cuantificar en 1500 euros por galardón, fuera más simbólico que económico, atrayendo la participación de autores genuinos sólo corrompidos por el espíritu creativo y el afán de ser reconocidos por su talento, dispuestos a jugarse su respetabilidad en una simpática apuesta lúdica por la cultura, donde seguramente los participantes aporten más prestigio al Premio que a la inversa como es de esperar suceda.
Siguiendo los pasos de la senda que nos ha sido trazada por la primera edición, la empresa ha diseñado una publicidad de perfil bajo: se repartieron prospectos con las bases en los establecimientos hosteleros que despachan la marca Cafés Gosoa y se remitió la convocatoria a los foros especializados. Pese a esta precaución, en esta segunda ocasión, también se ha superado de largo el centenar de obras remitidas desde todos los rincones de Euskadi y España.
Tras varios meses de deliberación, el jurado dio a conocer su fallo a la empresa y esta se puso en contacto con el premiado a fin de celebrar la ceremonia de entrega del Premio, tal y como estaba anunciado el Día Internacional del Café, el 1 de Octubre. Entre ambos momentos han transcurrido dos meses tiempo suficiente para editar la obra galardonada.
Es así, como el pasado Domingo 1 de Octubre al mediodía, en los locales de la empresa tuvo lugar la pintoresca escena del pesado del autor para establecer a cuántos kilos de café corresponde su premio. Pasado el trámite, miembros de la empresa, del jurado, familiares del galardonado y el autor del relato seleccionado, acudieron al Restaurante Harrobia de la capital vizcaina reservado para la ocasión donde se le hizo entrega solemne del diploma que le acredita como ganador del “Premio Cafés Gosoa de relato corto” cuya obra y nombre damos a conocer:
II Premio Cafés Gosoa de relato corto en castellano: LUIS ROSSETTI,(Cádiz) por la obra “Dietario de supervivencia”.
El premio en euskera ha quedado desierto.

En su primera edición los galardonados fueron:
Premio Cafés Gosoa de relato corto en euskera: UNAI VILLENA, (Bilbao) por la obra “Hamahirugarren kafea”.

Premio Cafés Gosoa de relato corto en castellano: EMMA PÉREZ MÉNDEZ, (Miranda de Ebro) por la obra “Al otro lado de la barra”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*