Sopa de cebolla con queso gratinado

Sopa de cebolla con crujiente de queso_deia FotorEsta sopa de rima fácil ha salido deliciosa, muy fina y delicada gracias a una receta francesa.
Con toque de mantequilla toma su sabor de las cebollas que doramos muy lentamente y antes de servir incorporamos queso rallado que gratinamos al horno.
Necesitamos un caldo base de gallina o de carne y aquí para hoy hemos elegido el segundo.
Siendo más fuerte de sabor, el queso a elegir es mejor que sea de sabor más suave, así que hemos rallado Emmental.
Sugiero para su degustación cómo elemento único aparte de la cuchara disfrutar con la reflexión de Michel Foucault (francés, lógicamente) que decía eso de …”J’ai décidé d’être heureux, c’est meilleur pour la santé” /He decidido ser feliz, es mejor para la salud.
Así que ahí estamos, esta semana a eso del mediodía me espera esta delicadeza para reponer fuerzas y seguir
Espero que os animéis con esta sopa Feliciana, es muy fácil y como tenemos que hacerla poco a poco relaja y te deja como una malva.
Necesito que si estáis dispuestos a preparar un “sopeo de salud” os pongáis el delantal.
Empezamos.
Sopa de cebolla con queso gratinado ingredientesFotor_FotorINGREDIENTES:  3 cebollas blancas medianas, 1,2 l de caldo (de carne o pollo), 2 cucharas de mantequilla, 3 cucharadas de harina normal, 1 cucharadita de azúcar granulada, 2 vasos de vino blanco seco, 30 gr de queso rallado, unas ramitas de cebollino, sal y pimienta.
Sopa de tomate con crujiente de queso ingredientes_Fotor

ELABORACION:
Sopa de cebolla con crujiente de queso_Elaboración Fotor_Collage_Fotor

Preparamos el caldo de carne:
En una olla express ponemos la carne de zancarrón, el agua, cerramos y a calentar a temperatura alta.
Una vez que empiece a salir el vapor, bajamos la temperatura y dejamos sobre 45 minutos.
Retiramos, colamos y reservamos

Preparamos la sopa
En una cazuela a fuego medio derretimos la mantequilla y echamos el aceite.
Incorporamos las cebollas que las tendremos cortadas en juliana y las cocinamos durante 15 minutos.
Añadimos la sal, la pimienta y el azúcar a fuego lento durante unos 35 minutos.
Vamos removiendo poco a poco para conseguir que se dore un poco la cebolla.
Agregamos la harina y dejamos que se cocine durante unos minutos (de 3 a 5).
Incorporamos el caldo hirviendo y seguido el vino blanco elevando la temperatura hasta rompa a hervir.
Bajamos la temperatura y dejamos que se cocine unos 35 minutos removiendo de vez en cuando.
Pasado este tiempo, probamos y rectificamos si es necesario con la sal y la pimienta.
Retiramos y reservamos.
Antes de servir precalentaremos el horno a 200º.
Echamos la sopa en los recipientes y en cada uno ponemos una cucharada de queso.
Colocamos los cuencos en el medio del horno sobre la bandeja.
Horneamos unos 8 minutos hasta que el queso se derrita.
Sacamos, espolvoreamos cebollino picado y servimos de inmediato.

Maravillosa sopa, muy especial, yo la estoy tomando esta semana y me encanta.
Espero que os guste.
Sopa de cebolla con queso gratinado 5

Sopa de cebolla con queso gratinado 3

Sopa de leche de coco con langostinos y anacardos

Sopa de leche de coco con langostinos y anacardos deia_FotorSopa Thai. Esta semana nos hemos arremangado en estos fogones y nos hemos cocinado una sopita con aires del este que ha sido una auténtica delicia, sopa de langostinos y anacardos con leche de coco, … está exquisita y a los que habéis tenido la suerte de probar estas sopas poco hay que decir, pero a los que aún no ha llegado a vuestros paladares yo aconsejaría no pasar la ocasión y a ambos os propongo tomar nota de los ingredientes que en unos 15 minutos ya podéis tener este caldo encima de la mesa.
Es preciso señalar, si os fijáis en la foto que ilustra la receta que el Buda que preside la mesa antes de ponerle su ración no reía y ha sido ponerle cerca la cuchara y ahí lo tenéis repantigado y con una sonrisilla que da gusto mirarlo.
Empezamos como siempre con el delantal puesto y seguido empezamos.Sopa de leche de coco con langostinos y aanacardos etiqueta

INGREDIENTES: 1 bote de leche de coco, 14 langostinos, 1 cebolla,¼ de pimiento rojo, 1 diente de ajo, 1 puñado de anacardos o cacahuetes, ½ cucharilla de curry, 3 cucharadas de pasta de curry rojo, 1/4 cucharilla de chile o guindilla, ½ cucharilla de canela, 1 toque de nuez moscada, 2 cucharadas de aceite de oliva, 1 toque de pimienta y sal.

Sopa de leche de coco con langostinos y anacardos Ingredientes_Fotor

ELABORACION
Sopa de leche de coco, con langostinos y anacardos Elaboración_FotorEn una sartén alta, tipo wok, echamos el aceite y pochamos la cebolla bien picada y el diente de ajo.
Rehogamos bien y dejamos a temperatura baja como unos 10 minutos que se vaya pochando.
Incorporamos los frutos secos anacardos o cacahuetes o un poco de ambos, el pimiento rojo picadito y mezclamos. Freímos hasta que el pimiento esté blandito, unos 8 minutos y seguimos con el fuego bajo.
Echamos la pasta de curry y removemos.
Subimos a temperatura media.
Es el momento de incorporar la leche de coco.
Especiamos con el curry, la nuez moscada, la canela y el chile o la guindilla si nos gusta con un toque picante.
Removemos la sopa para que se vayan incorporando todos los sabores.
Cuando esté a punto de romper a hervir, pelamos e incorporamos los langostinos.
Probamos y añadimos un toque de pimienta y sal con precaución.
Cuando empiece a hervir, retiramos.
Consejo:  Es muy interesante que repose porque de esta forma va a ganar en sabor.
Espero que la disfrutéis.

Sopa de leche de coco con langostinos y anacardos 4Sopa de leche de coco con langostinos y anacardos 5Sopa de leche de coco con langostinos y anacardos 2

Sopa de tomate con crujiente de morcilla

Sopa de tomate_deia FotorMe vais a permitir presentar una deliciosa sopa de tomate con crujiente de morcilla.
Aunque por mi parte sea un poco presuntuoso, no descarto que inspirase al Señor Stendhal (Monsieur porque era francés) en la redacción de su novela fetiche “Rojo y Negro”.
Una sopa por tanto con ínfulas literarias, realizada con el tomate más pija de la huerta (la variedad pera) y siempre con el caldo de un buen pollo que si es posible haya conocido corral.
Servida en mesa e inspiradas por el autor que nos sugería el delicioso caldo, comentábamos el “síndrome de Stendhal” esa enfermedad psicosomática que eleva de una forma desorbitada el ritmo cardiaco e incluso puede originar vértigos, confusión y hasta alucinaciones y que este buen hombre parece que sufría ante la contemplación de obras de arte.
Mi madre ha zanjado enseguida este diagnóstico y sostiene que a ella lo que le da la impresión es que lo que tenía era hambre, porque si eso que cuentan era verdad, si hubiese tenido la dicha de olfatear nuestra deliciosa sopa de la emoción ahí se nos queda.
Así somos…, con el tema del cuchareo: unas fanáticas, pero generosamente entregadas a participar de esta propuesta a tod@s que se atrevan a preparar esta delicia.
El delantal bien atado, empezamos.
Sopa de tomate etiqueta_Fotor

INGREDIENTES (para 6 personas): Para el caldo de pollo: 1,5 l de agua y 1 esqueleto de pollo.  Para la sopa: 1kg de tomate pera, 1 puerro (sólo la parte blanca), 1 cebolla blanca, 1 zanahoria, 50 gr de Aceite de oliva virgen extra, sal, pimienta molida (opcional) y 1/2 cucharita de azúcar. Para el crujiente de morcilla:  1 morcilla.

Sopa de tomate con crujiente de morcilla ingredientes

ELABORACION:
lSopa de tomate elaboración_Fotor Preparamos el caldo de pollo:
En una cazuela echamos el agua, el esqueleto de un pollo y ponemos a calentar.
Cuando rompa a hervir bajamos la temperatura y dejamos cocer durante 30 minutos.
Retiramos, colamos y reservamos.

Preparamos la verdura:
Lavamos bien toda la verdura y troceamos. Reservamos.
Calentamos la sartén a fuego alto, echamos el aceite de oliva y bajamos a fuego medio.
Incorporamos el puerro, la cebolla y la zanahoria troceada para que se vaya friendo poco a poco.
Bajamos a temperatura baja y dejamos unos 15/20 minutos.
Rehogamos continuamente y salpimentamos.
Pasado este tiempo, a la verdura que ya estará pochada la incorporamos el tomate.
Volvemos a salpimentar y espolvoreamos un toque de azúcar.
Seguimos a temperatura baja unos 30 minutos más, removiendo continuamente para evitar que se pegue.
Retiramos del fuego y trituramos la verdura con una batidora o la thermomix.
Colamos por el chino para que nos quede un caldo muy suave añadiendo poco a poco el caldo de pollo.
Reservamos.

Preparamos el crujiente de morcilla:
Retiramos la piel de la morcilla y la extendemos sobre un papel de horno.
Cubrimos la mezcla con otro papel y pasamos por encima el rodillo, para dejar una lámina fina.
Colocamos sobre un plato la lámina y situamos otro encima para aplastar .
Metemos al microondas durante unos 4/5 minutos.
Sacamos y esperamos a que enfríe. Reservamos.

Servimos la sopa, colocamos el crujiente y a comer.
Está deliciosa, espero que os guste tanto como por aquí.
Sopa de tomate 1Sopa de tomate  Tipo de tomates_FotorSopa de tomate 3