Informe cavernario

Después de varios años limpio, he vuelto a enviciarme con las ondas cavernarias. Nada grave, espero. Una vaina a medio camino entre el divertimento tontorrón e inocuo —digan lo que digan, no me hacen el menor daño—, el curro necesario para servir a los oyentes de Euskadi Hoy unos minutos de lo que muchos siguen añorando y, como resumen y corolario, el espionaje de la carcunda. Es justamente esta última faceta la que da origen a las próximas líneas, en las que comparto con ustedes mis informes sobre cómo respira el bando carpetovetónico tras los últimos acontecimientos, es decir, el encarcelamiento por las bravas de más de medio Govern y la declaración en rebeldía de los fugados a Bélgica.

Como imaginarán, no han derramado una sola lágrima, ni se les ha hinchado la carótida como cuando, por ejemplo, los políticos entrullados son venezolanos. Al contrario, entre los más recalcitrantes, se han escuchado vivas a la jueza campeadora, al tiempo que han empezado las rogativas para que la faena no se quede ahí: quieren ilegalizaciones y las quieren ya.

No crean, sin embargo, que en todo el ultramonte crece el mismo orégano. Un buen número de los predicadores ejecutan todo tipo de cabriolas sobre el alambre. Después de soltar la melonada de rigor sobre el trato que elestadodederecho (pronúnciese así, de corrido) dispensa a quienes infringen la ley, dejan caer por lo bajini que, hombre, a lo mejor no había que llegar a tanto, que bastaba con un susto, y que con lo bien que estaba yendo el encalomamiento del 155, a ver si ahora los de enfrente se encabronan y vuelven a ganarles de calle el 21 de diciembre.

9 comentarios en “Informe cavernario”

  1. Mucho me temo que esas solicitudes de ilegalizaciones no sean más que jugadas con ventaja de plumillas conectados con los entresijos de la hoja de ruta ya preparada. No son más que jugadores a ganador conocido. Su satisfacción, además del sobre anónimo ocasional, consiste en decir: “¿Veis?, ya lo decía yo, que era lo que había que hacer”
    Últimamente se puede entrever lo que sucederá, más que lo que ha sucedido, consultando los mensajes cavernarios, desgraciadamente.

  2. ¿Ves? El único problema de ese maravilloso relato es que entre Junts per sí y CUP no llegaron al 50% de los votos.

    Puedes discutir lo que quieras sobre la exagerada respuesta. Lo que no se puede cambiar, es que la mayoría absoluta del parlamento no refleja una mayoría real. Y que, como esos de los barrios “no catalanes” (viva el racismo rampante, oye) se movilicen, no solo no habrá una mayoría en votos, sino que ni siquiera en escaños.

  3. Vale, AJ. Lo que dices es cierto. Pero no cometas el error (o la trampa en el solitario) de sumar los votos de Podemos a los del bloque españolista PPPSOECiutadans. Ya me dirás en qué universo paralelo va a apoyar Podemos un gobierno liderado por PP y/o Ciudadanos (tanto monta…). O dicho de otro modo, que lo es muy claro es que los independentistas tienen más votos que los unionistas/españolistas. Pocos para una independencia? Probablemente. Pero mucho más que suficiente para gobernar Catalunya. La andaluza Arrimadas se hace las cuentas de la lechera mientras lucha por impostar acento catalán (entre los 24 y los 32 no pierdes tu acento de forma natural. Puro cartón-piedra).
    Y por si fuera poco, cometen el error (o la trampa, por si cuela) de sumar la abstención a sus propios votos. Nada nuevo bajo el sol. O cara al sol.

  4. Muy socorrida la historia esta de los votos y los porcentajes y el 50% famoso. A la Españolada “no nacionalista” se le olvida que Patxi LóPPez fue investido con menos votos y porcentaje (ambas cosas) que los que representaban los parlamentarios que votaron a Ibarretxe, que los votos Españolistas no llegaban al 50% y los que representaban a Ibarretxe sí, pero claro……”esto es un sistema parlamentario en el que los parlamentarios eligen al lehendakari y patatín y patatán….” viva España y os jodéis. Y eso sin contar ilegalizaciones y mentiras fundamentales a la hora de decidir votos a los electores en campaña etc, etc……
    Alguno habla de “delirio independentista” pero…..hay mayor delirio que el de la tal Arrimadas intentando hacer creer, a algún iluso, supongo, que tiene alguna remota posibilidad ella o alguno de los otros dos jefes de filas del frente nacional Español de presidir el próximo gobierno Catalán?. O piensan ilegalizar todo el bloque soberanista?. Capaces son.

  5. Mariano y su banda están haciendo lo que les sale del nabo con un 24% del censo.
    Lo digo por aportar datos de porcentajes

  6. Bien J. Palmer. Te me has adelantado.
    El recurrir a los porcentajes de votos emitidos cuando conviene, al porcentaje del censo cuando conviene otra cosa, a los escaños resultantes en otra ocasión, a las aritméticas postelectorales y arrogarse como propia la postura de los no significados o a los abstencionistas es un ejercicio fácil.
    Lo difícil es encontrar en estos cálculos algo distinto a un plan preconcebido que no incluya la ilegalización de los partidos, asociaciones civiles o coaliciones que propugnen la independencia, acusándoles de conspiración contra los valores constitucionales.
    Yo por lo menos creo que la cosa va por ahí.

  7. Teodosio. Estoy muy de acuerdo en que la abstención es eso: abstención.
    Nadie tiene derecho ni razones para interpretar la abstención a su favor ni para contarla entre sus apoyos. Pero ni en ésto ni en nada.

  8. Ya se han buscado los innombrables a una empresa que puede ayudar a que el referéndum del 21D sea un fiasco: INDRA.

  9. Espero que haya un control sobre las nuevas altas en el censo en Catalunya, porque estos son capaces de empadronar a los piolines.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *