Auroras Boreales en Euskal Herria

Recuerdo que una vez le pregunté a Mikel si se venía conmigo a ver la aurora boreal. Pero qué dices, me dijo extrañado, si aquí no se ven y además es verano. Pero enseguida me dijo que sí y me dio la mano cuando se la tendí para irnos cuanto antes porque estaba anocheciendo. Me gusta cuando me da la mano porque es cálida y grande y me agarra fuerte sin apretar. Él no lo sabe pero busco cualquier excusa para que me coja la mano. Como la de la aurora boreal.

aurora boreal de tonos rojos en el cielo

 

aurora boreal verde sobre larun

 

aurora boreal en tonos rosas en hondarribia

 

aurora boreal verde y blanca en hondarribia

 

aurora boreal entre arboles

 

aurora boreal en euskal herria

Si te ha gustado, te gustará

– Estos cielos

– Bajo las estrellas

– Ballenas en el cielo

Ballenas que vuelan

Para mí la primera señal de que se van a avistar ballenas es siempre el cambio de la coloración en el cielo. Sus nubes, normalmente blancas o grises, pasan a ser de un tono verduzco muy parecido a la espuma del mar, que se mezcla con un cielo azul a veces intenso, dependiendo de la luna, las mareas y el viento. Es entonces cuando llegan las ballenas, bellas, enormes, con sus andares poderosos y lentos, surcando el cielo.
ballena sobrevolando el cielo
ballena volando en el cielo
ballena volando en el cielo
dos narvales sobrevolando el cielo
ballena surcando el cielo

Si te ha gustado, te gustará

– Ballenas de agua dulce

– Recuerdos de un ballenero

– El beso de la Sirena

Los árboles pintados

Es como cuando te despiertas cuando estás soñando, como cuando flotas en un ascensor con los ojos cerrados, es una sensación que está muy cerca de ser una realidad … es un bosque pintado.
arboles de jaizkibel pintados

 

bosque con arboles pintados

 

arboles pintados con caras

 

arbol pintado con mujer

 

arboles de jaizkibel pintados como mural

 

arboles pintados y detras pottokas en jaizkibel

 

arboles pintados con vivos colores en jaizkibel

Si te ha gustado, te gustará

– Street Art en fotografías antiguas II

– El Planeta de los Insectos

– Hondarribiwood