Sex Island

“De La Habana ha venido un barco cargado de cosas que empiezan por la letra M”. Así comenzaba un juego infantil que nos ayudaba a estrujarnos la cabeza y darle al magín para recordar el máximo posible de palabras que empezasen por esa letra. M de melocotón, moqueta, mirador, mula, maniobra, etc, etc, etc.

No, lo que nunca se me hubiese ocurrido decir es Mujer, aunque empiece por M. No lo hubiera dicho porque como bien dice el enunciado del juego, se trata de decir “cosas que empiecen por la letra M” y parece claro que una mujer no es una cosa.

Hay quien no lo tiene así de claro y ha organizado un crucero de placer elevado a la enésima potencia en un barco cargado de cosas que empiezan por la letra M: mujeres.

Atención:

El próximo 24 de noviembre saldrá del puerto de Cartagena de Indias el Sex Island, un crucero solo para hombres. 30 concretamente. En el barco les esperan 60 mujeres con las que podrán tener sexo ilimitado. Por 5.000 euros, los hombres tendrán derecho a elegir dos chicas cada día para tener sexo sin que ellas puedan negarse. Durante cuatro días, tal y como anuncia la publicidad del crucero, “todas nuestras chicas trabajarán para complacerte y hacerte sentir como un rey. Si tienes alguna fantasía en concreto, díselo al staff y se esforzarán para cumplirlas”. Además “todas nuestras chicas han superado test de enfermedades sexuales”.

Comida, sexo, alcohol ilimitado, preservativos infinitos y drogas. El contrato asegura que sus chicas son “drug friendly” así que no habrá problema si necesitan consumir drogas para mantener el ritmo alto durante los cuatro días.

Champán y mujeres. Una gran bacanal que, además de en alta mar, se celebrará en una isla privada porque las  autoridades colombianas se oponen a la partida de esta bacanal machista. Llevan muchos años trabajando para erradicar el turismo sexual cómo para echarlo todo por la borda, y nunca mejor dicho, con unas vacaciones sexuales que trata a las mujeres como cosas de usar y tirar.

Pinchad sobre el enlace si quereis ver el vídeo promocional del evento. No tiene desperdicio y da mucha pena.

 

3 comentarios en “Sex Island”

  1. Si ellas se tratan como cosas o trozos de carne, es que lo son.

    Lo que no puedes pretender, Begoña, es igualar a todas las mujeres por el hecho de serlo. Al hacerlo das la razón a esos tipos que hablan de “cosas que empiezan por eme”.

    Otra cosa es que en determinadas latitudes mezclen todo, pero tú se supone que no hablas el dialecto sudamericano ni tienes mentalidad de reggeatón, aunque no me extrañaría nada que te gustara esa subcultura extranjera que nos llega con el patrocinio de nuestras autoridades (que incluso contratan grupos de esa subcultura alien en nuestras fuestas veraniegas mientras mantienen con la otra mano un negociado llamado Emakunde).

  2. ¿y a por quien vamos con este artículo?¿a por los 30 hombres que pagan, por ser unos salidos, pervertidos y machistas asquerosos? o ¿a por las 60 mujeres que cobran, pobres maltratadas, vejadas, secuestradas y forzadas?
    Mmmmmm… terrrible dilema

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *