Los “besos de las guapas”

Los Ayuntamientos han empezado, ahora toca a Parlamento y Congreso.

No son pocas las veces que aún a día de hoy, somos testigos de cómo las mujeres son utilizadas como meros objetos sexuales en multitud de aspectos de nuestra sociedad: la publicidad por ejemplo está en el punto de mira continuamente por los continuos usos y abusos de las mujeres como reclamos sexuales y objetos de consumo de forma vejatoria e indignante.

dolce and gabana

Sin embargo, si tenemos que hablar de un ámbito donde la mujer además de estar invisibilizada, su utilización como objeto sexual y por ende su cosificación raya la “indecencia”, es en el mundo deportivo, gueto “testosteronizado” por excelencia, donde el acceso femenino no es que siga estando restringido de una forma evidente, es que además, y para más inri, muy a menudo en determinados deportes sobre todo de alto nivel como el motociclismo, ciclismo, automovilismo, tenis e incluso en los JJOO, las mujeres aparecen como meros ornamentos.

podium 3

Dicen las expertas, que “el deporte sigue siendo un reducto muy acusado del machismo” y es habitual utilizar a las mujeres de forma reiterada, como reclamo publicitario y de consumo, generando con ello la perpetuación de los roles de género y estereotipos sexistas. En general, se trata de mujeres que las empresas organizadoras, o las que financian los eventos deportivos, colocan en lugares visibles para promocionar sus productos o captar la atención del público, aunque su presencia esté totalmente desvinculada de la actividad deportiva y del producto en cuestión. Así, aparecen mujeres jóvenes de belleza estereotipada, en líneas de salida /meta, podios y promociones antes, durante y después del evento.

podiums 5

En Bilbao esta semana se ha aprobado por unanimidad una iniciativa en el Pleno para prohibir la utilización de las mujeres como ornamentos en los podios o en cualquier otra actividad deportiva que las cosifique a través de su cuerpo. Antes, Zarautz, Eibar, Gasteiz y también Mallorca lo hicieron a partir de que fuera Australia en una de sus competiciones ciclistas más importantes, la primera que tomó la iniciativa.

Quedan muchas, muchas ciudades que tienen la obligación de oponerse de manera efectiva a estas actuaciones, además de porque lo exige la ley, porque no pueden ser cómplices de ahondar en la discriminación de las mujeres y quedarse de brazos cruzados. Y más que eso, estaría bien que este tipo de iniciativas se replicaran en los Parlamentos autónomos y en el Congreso español porque simplemente es una vergüenza que a estas alturas del siglo XXI sigamos viendo shows machistas de este cariz!

cheers leaders 2

La organización de la Vuelta Ciclista al País Vasco-Euskal Herriko Itzulia, ha decidido que en la edición de este año que está teniendo lugar esta primera semana de abril, no se lleven a cabo este tipos de actos. Una decisión que hay que reconocer sin duda, pero que no es suficiente porque a día de hoy, hay cientos de pruebas deportivas y cientos de lugares donde se celebran infinidad de pruebas utilizando a las mujeres en la forma más vejatoria y denigrante que pueda imaginarse: usando su cuerpo.

Voley Playa Femenino

Miren en la última entrega de los Premios a Mejores Deportistas 2016 de un importante medio de comunicación impreso se entregaron 13 premios y sólo dos fueron para mujeres. Sentada y horrorizada de lo que estaba pasando se me ocurrió preguntar a un alto cargo de la organización que estaba a mi lado por qué no había más mujeres premiadas, y ni corto ni perezoso me contestó “a nosotros no se nos puede acusar de nada, porque si no hay más premios es porque no hay mujeres a quien dárselos” Y se quedó tan feliz, ¿saben por qué? Porque no era una excusa, era mucho peor: estaba totalmente convencido de que era así.

Hoy en una entrevista en la radio, un alto cargo deportivo de la Vuelta, ha dicho que esto de querer quitar a las mujeres de los podios es una “moda”, afirmando rotundamente que no es sexista.  Otro cargo deportivo de la Federación Ciclista también ha afirmado que es una intromisión de las instituciones y que le extrañaba que ahora la gente se haya puesto de acuerdo para defender a las mujeres (¡¡¡¡) Pues menos mal señores, porque esto no es una moda y si es una costumbre es simplemente una costumbre machista. No tiene más nombre, y mientras no haya una clara voluntad para acabar con todo este montaje patriarcal, lo único que se está haciendo es provocar que el orden social desigual establecido, siga perpetuándose.

podios 1

Dice Matilde Fontela que el “deporte es una de las grandes bazas del patriarcado” pero vamos consiguiendo que ya no haya “besos de las guapas”, ni txanpan que moje camisetas. ¡Pequeñas victorias, grandes avances!

Publicado por

Carmen Muñoz

Feminista. En transición.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>